El PP vasco propone bajar los impuestos a las empresas y a los contribuyentes con menos ingresos

El PP vasco propone bajar los impuestos a las empresas y a los contribuyentes con menos ingresos
Manu Cecilio

Consideran que el tipo de Sociedades debe reducirse del 28% al 25% para igualarse al que aplica el Gobierno central

MANU ALVAREZ

El Partido Popular vasco ha presentado este jueves su propuesta de cara a una modificación de los impuestos en Euskadi, proceso en el que se encuentran en estos momentos las diputaciones forales y sobre el que de momento no existe borrador alguno. El presidente de los populares en el País Vasco, Alfonso Alonso, ha asegurado que el objetivo de su iniciativa es «apoyar a las familias» e incentivar la actividad económica, al equiparar la tributación de las empresas a la que ya disfrutan las que tienen su sede social en el resto de España y aplican la normativa del Gobierno central.

En el Impuesto sobre la Renta, los populares inciden en la necesidad de rebajar la presión fiscal sobre las rentas más bajas, retocando los dos primeros tramos de la escala de gravamen. Con ello saldrían beneficiados todos los contribuyentes que tienen ingresos anuales inferiores a 31.000 euros. También han incluido en su esquema fiscal un aumento del 7% en las deducciones por el primer hijo y hasta del 12% a partir del cuarto y el incremento del 25% al 30% en la deducción por alquiler de vivienda para los menores de 30 años. Las aportaciones a planes de pensiones también se elevarían desde el límite actual de 5.000 euros anuales hasta 7.000, para los contribuyentes con ingresos inferiores a 92.310 euros. También se incluye una reducción de la parte más baja de la escala de gravamen del ahorro, cuyo tipo pasaría a sí desde el 20% actual hasta el 19%.

La propuesta de más calado del PP, sin embargo, se encuentra en el Impuesto de Sociedades, el que pagan las empresas en función de sus beneficios, ya que la formación que lidera Alfonso Alonso considera que la fiscalidad debe equipararse a la que aplica el Estado. Para ello considera que el tipo de gravamen debería bajar desde el 28% actual al 25%, que es el que figura en la normativa del Gobierno central.

El presidente del PP vasco ha defendido que esta medida es necesaria para que las empresas vascas puedan competir en igualdad de condiciones con las que tienen su sede social fuera de la comunidad autónoma. Su listado de iniciativas también incluye un aumento de las deducciones por creación de empleo indefinido, la instauración de una nueva para primar también los contratos temporales y una limitación para poder compensar pérdidas de ejercicios anteriores. Un cambio que ya realizó el Gobierno central y que le ha permitido incrementar de forma notable la recaudación por este impuesto.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos