Azpiazu reclama una subida de salarios para «garantizar el crecimiento de la economía vasca»

Azpiazu reclama una subida de salarios para «garantizar el crecimiento de la economía vasca»

Dice que, pese a un incremento del PIB dos décimas inferior al de España, la ganancia de competitividad fue superior en Euskadi en 2017

Manu Alvarez
MANU ALVAREZ

El consejero de Hacienda del Gobierno vasco, Pedro Azpiazu, hizo este martes un defensa cerrada en torno a la necesidad de impulsar una subida salarial en las empresas vascas. El consejero, que ha valorado de forma muy positiva el comportamiento de la economía vasca durante el pasado año y también las estimaciones para 2018, ha señalado que este aumento de salarios «es la garantía del crecimiento futuro de la economía vasca».

La economía vasca creció el año pasado un 2,9% en comparación con 2016 gracias a la positiva evolución de los servicios, la industria y la construcción, así como al aumento del gasto de los hogares y de las administraciones públicas. Euskadi cierre de esta forma un trienio 'virtuoso', el comprendido entre 2015 y 2017, en el que se han registrado un crecimiento en torno al 3%.  Es un aumento ligeramente inferior al del conjunto de España, donde el alza fue del 3,1%. Por territorios históricos, según los datos difundidos por el Instituto Vasco de Estadística-Eustat, el PIB creció más en Álava –un 3%– que en Bizkaia –un 2,9%– y Gipuzkoa, en la cola con un 2,8%.

El consejero ha argumentado que «la ganancia de competitividad ha sido incluso superior a lo que se ha registrado en la economía española, lo que da más razones para justificar un aumento de salarios en el País Vasco». Además, ha recordado que aún persiste la necesidad de mantener un estricto control del gasto público, «lo que unido a los bajos tipos de interés reduce mucho las posibilidades de encontrar motores que impulsen el crecimiento económico. Creo -ha insistido- que el aumento salarial es la garantía de crecimiento para el futuro y no es un capricho». En su opinión, este discurso es aceptado de forma generalizada en la sociedad vasca e «incluso los dirigentes de la patronal han mostrado su coincidencia con esta idea. Otra cosa -ha advertido- es que la situación de algunas empresas en concreto no permitan acometer subidas salariales». Las buenas perspectivas que las propias empresas han desvelado en torno a sus carteras de pedidos, aparentemente más alegres que en el arranque de 2017, son «otra razón más» para incidir en la idea de que «hay margen suficiente para esa subida de salarios», concluyó el titular de la cartera de Hacienda.

Azpiazu ha destacado el crecimiento del empleo el pasado año en Euskadi, equivalente a unos 19.000 puestos de trabajo a tiempo completo «es el mejor dato sobre el comportamiento de la economía vasca», que registró un aumento de actividad generalizado en todos los sectores de actividad, excepto en agricultura y pesca. Incluso, el sector de la construcción parece haber despertado definitivamente del letargo -ha sido el que ha sufrido la crisis con mayor rigor- para crecer ya a una tasa del 2,5%.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos