Análisis

Federer abre una brecha casi insalvable con Nadal

Roger Federer posa con el trofeo conquistado en el Abierto de Australia. /Saeed Khan (Afp)
Roger Federer posa con el trofeo conquistado en el Abierto de Australia. / Saeed Khan (Afp)

El suizo se encuentra a tan solo 155 puntos de ascender al número uno y ha construido una diferencia de cuatro grandes con el balear

MANUEL SÁNCHEZLONDRES

Las lágrimas de Federer al acabar el discurso de ganador sobre la pista del Abierto de Australia no eran solo por la victoria. Eran también por esa permanente sensación de no saber si se volverá a repetir. De si esta será su última gran gesta, de si el número 20 en su casillero de 'Grand Slam' no se moverá nunca más.

Su futuro, solo el tiempo -y su físico- lo dictarán, pero mientras que su destino se marca bola a bola en la pista, el palmarés arroja un dato fatídico para Rafael Nadal: Federer ya le aventaja en cuatro grandes y, además, el número uno cada vez pinta más a suizo que a español.

Sobre los 'Grand Slams', Federer ya posee 20, cuatro por encima del balear, seis sobre Pete Sampras y ocho más que Novak Djokovic y Roy Emerson. ¿Es imposible que Nadal lo iguale e, incluso, supere? Obviamente no. Si Federer ha sido capaz de anotarse uno con 35 años y dos con 36, a Nadal, que 'solo' tiene 31, le quedan años para intentar el asalto, aunque su estado físico siempre sea una rémora.

Sus opciones pasan por reinar en Roland Garros al menos un par de años más y confiar en sus posibilidades en Nueva York y Australia, dando por hecho que Wimbledon es la plaza más difícil de torear. Para ello, quizás debería aprender del suizo y cuidar más su físico, priorizando los torneos grandes y dejando de lado los más pequeños, con la ventaja además de no tener la obligación de disputar todos los Masters 1.000 del calendario. La regla 1.08 del reglamento ATP permite que cualquier tenista que tenga 31 años o más, haya disputado 600 partidos y haya estado doce años en activo podrá saltarse todos los Masters 1.000 del año -si solo se cumple una de las tres condiciones se podrá saltar un torneo de esta categoría-. Nadal, que las cumple todas, podrá elegir y dar descanso a sus rodillas en torneos de menor calibre para poder encarar con mayores garantías los grandes.

Al margen de Nadal, que alguien alcance a Federer parece completamente imposible. Djokovic, con una docena de entorchados, tiene ya 30 años, camino de 31. Murray no es una opción, con solo tres 'Grand Slam'. Y de los jóvenes, el más brillante parece Alexander Zverev, pero aún no ha pasado de los octavos de final con 20 años. Con esa edad, Nadal ya tenía un par de Roland Garros y Federer estaba a punto de sumar su primer Wimbledon. Situaciones que distan mucho de lo mostrado hasta ahora por el alemán.

155 puntos que dividen a dos estrellas

Al éxito reciente de Federer ha contribuido el hecho de jugar pocos torneos -12 en 2017- y priorizar los títulos al ránking ATP, que prima la regularidad por encima del momento. Pese a ello, Federer ha estrujado la distancia con Nadal hasta casi reducirla al mínimo. 155 puntos les dividen y a comienzos de marzo la situación se podría dar la vuelta y ser Federer el nuevo número uno del mundo. Si Nadal no disputara o no alcanzase las semifinales del Torneo de Acapulco, donde defiende la final cosechada el año pasado- el número uno volvería a las manos del suizo, quien no ostenta el galardón desde el 4 de noviembre de 2012.

Aunque solo fuera algo temporal, ya que el de Basilea defendería inmediatamente después 2.000 puntos por los títulos de Indian Wells y Miami, la resurrección ya estaría completa y Federer habría cumplido con el objetivo marcado en 2016 al terminar su temporada en julio, volver a ser el mejor.

Además de seguir aumentando su contador de semanas -302 en la actualidad-, Federer finiquitaría el récord del balear de ser el tenista con mayor periodo de tiempo entre la primera ocasión que cogió el número uno hasta la última que lo ostentó. Superando los nueve años y siete días actuales, el helvético lo dejaría en casi catorce años.

Pero por muy lejos que esté Federer, ya advirtió Toni Nadal tras el US Open: «Confío en que Rafael aguante para superar el récord de Federer». Solo el tiempo y el tenis lo dirán.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos