Olimpismo

El patinador vitoriano Iñigo Vidondo, a cinco décimas del sueño olímpico

Vidondo entrena buscando su sueño olímpico. /Iñigo Vidondo
Vidondo entrena buscando su sueño olímpico. / Iñigo Vidondo

Un minuto y 48 segundos (la mínima olímpica) es lo que separa al deportista vasco de ser el primer español en competir en patinaje de velocidad sobre hielo en unos Juegos

Sergio Eguía
SERGIO EGUÍA

Se llama Iñigo Vidondo Fernández de Larrinoa y está a punto de hacer historia. Este vitoriano de 28 años podría convertirse la próxima semana en el primer patinador de velocidad sobre hielo español en clasificarse para unos Juegos Olímpicos. Las cuchillas de sus pies solo tienen que apurar cinco décimas a una mínima que ya logró el año pasado en entrenamientos, pero que la federación internacional ha decidido rebajar en esas malditas cinco décimas. En concreto, Vidondo contará con tres oportunidades para alcanzar su sueño. En las pruebas de la Copa del Mundo de Heerenveen (2 de noviembre), Calgary (3 de diciembre) y Salt Lake City (10 de diciembre). Parece poco, pero cuando vuelas a más de 70 kilómetros por hora sobre dos cuchillas... Es un mundo.

De esta forma, Vidondo, que tiene todos los récord nacionales de velocidad menos el de 10.000 metros, pondrá un nuevo nombre en el patinaje sobre hielo español, húerfano de éxitos, de no ser por las coronas mundiales de Javier Fernández. Es muy complicado que veamos al alavés triunfando como el patinador artístico madrileño. Pero es que los obstáculos que debe superar también son mucho mayores. Vidondo ha sido quince veces campeón nacional de patinaje en línea (sobre ruedas), pero, como esa modalidad no es olímpica, tuvo que cambiar de deporte.

No hay pistas en España

Una odisea. De entrada, en toda la península ibérica no hay un solo lugar en el que Vidondo pueda entrenar. No existe ninguna pista de velocidad. La razón es que son caras y tampoco hay aficionados que las usen. De hecho, la instalación es similar a un tartán de atletismo, un óvalo de 400 metros de perímetro, pero helado. Una pasta de construcción y, sobre todo, mantenimiento.

Iñigo Vidondo

Patinaje sobre ruedas.
15 títulos de campeón de España, 9 títulos de subcampeón de España, 6 títulos como 3° de España, dos bronces europeos en en el 5.000 metros relevos a la americana y 3° clasificado en el Copa mundial de Maratones.
Recordman español en patinaje sobre hielo.
500m: 37,80s, 1.000m: 1.16,11; 1.500m: 1.52,28; 3.000m: 4.00,65; 5.000m: 6.56,60
Sus tiempos oficiales.
1.000 metros (1.11.46), 1.500 metros (1.48.39), 3.000 metros (3.51.74) y 5.000 (6.36.30).

Así que al atleta vitoriano le ha tocado emigrar. Primero marchó a Italia, luego a Alemania y desde hace un tiempo vive, entrena y progresa en Calgary, Canadá. De allí es su entrenadora y allí está logrando sus mejores marcas. Aunque el día a día es complicado. Con las ayudas públicas -escasas, pero todo lo que puede aportar la Diputación alavesa y el Ayuntamiento de Vitoria, entre otros- y los patrocinios de marcas especializadas que tiene, algunos días les tiene que pedir a los amigos que le paguen el café si quedan juntos para charlar un rato.

Fotos

Vídeos