Una pedida de mano original

Una joven pidió matrimonio a su chico en la meta de la Powerade Madrid-Lisboa, una prueba en la que su novio competía en solitario

ELCORREO.COM

Terminar la Powerade Madrid-Lisboa, la prueba de bicicleta de montaña más dura del mundo, es toda una proeza. 770 kilómetros sin descanso en menos de 55 horas. Ese es el reto. Para Gonzalo Herranz Vega hubo un premio todavía mejor. Su novia le pidió matrimonio en la meta. Nada más cruzar la meta, le esperaba con un cartel en el que se podía leer: «Gonzalo, quieres pedalear a mi lado toda la vida?». La pareja se fundió en un apasionado beso ante el numerosos público que esperaba al resto de participantes.

Fotos

Vídeos