Antonio Carmona: «Cuando estuve al borde de la muerte vi a Ángel Nieto»

Antonio carmona, ayer en 'El Hormiguero'./Antena 3
Antonio carmona, ayer en 'El Hormiguero'. / Antena 3

El cantante acudió a 'El Hormiguero' y contó los detalles de la peligrosa enfermedad que sufrió hace unos meses

Joseba Fiestras
JOSEBA FIESTRAS

«Las cosas que hay que hacer para venir a este programa», dijo Antonio Carmona con sorna nada más comenzar la cita de ayer de 'El Hormiguero'. El de Ketama reapareció en el programa tras el mal trago que sufrió el pasado otoño, cuando una infección se le complicó y acabó con un coma inducido. En su día se habló de la infección de unos ganglios de la garganta, pero el artista afirmó en el espacio de Pablo Motos que había más. «Yo creo que tenía algo encapsulado ahí y salió por un cúmulo de cosas... Tomaba medicamentos, unas inyecciones de homeopatía...», argumentaba. De hecho sus dentistas se encontraban en las gradas entre el público. 

Carmona tuvo que ser sometido a dos operaciones, y la segunda se complicó y tuvieron que someterle a un coma inducido. «Me di cuenta a medias de lo que pasaba», reveló el intérprete afirmando que creyó escuchar a los médicos gritando «se nos va, se nos va». «No me gustaría pasar otra vez por ese momento, es muy duro», exclamó emocionado.

La enfermedad se complicó y los médicos decidieron mantenerle sedado durante una semana para que reaccionara. «Tengo la sensación de haber estado en un sitio en el que me han cuidado y he visto ángeles. Y además vi a Angel Nieto y a mi padre», confesó ante el asombro del presentador. «Te lo juro, los vi, y pensé: hostia qué chungo está esto», explicó con gracia.

Parece que el sentido del humor ayudó a pasar el trance porque Carmona declaró también que su mujer, Mariola, pensó en gastarle una broma que al final no llevó a cabo. «Quería ponerme una peluca y una barba blanca y decirme cuándo despertara que había estado 15 años dormido. Así es la guasa gitana», afirmó riendo. El cantante tuvo palabras muy emotivas para su madre, su mujer y sus dos hijas. «Ellas han sido mis ángeles, en mi vida me he sentido más querido», sostuvo con ternura. También recordó las muestras de cariño que había recibido de compañeros como Alejandro Sanz, José Mercé, Niña Pastori o Estrella Morente, que llegó a escribirle una canción.

Tras cantar un tema acompañado con la guitarra, el compositor aseguró estar ya bien. «A mi mujer llegaron a decirle que si sabia rezar que rezase. Estoy vivo de milagro, pero ya está superado. Soy como un zombi» –se burló-. «Pero ahora estoy muy bien, dando gracias a Dios y cuidándome mucho. Y sobre todo empezando a trabajar que es lo que más ilusión me hace», informó. De hecho tiene una gira por toda España preparada con su último disco, 'Obras son amores', que comenzará en breve. 

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos