Vecinos de Alameda Rekalde piden al Ayuntamiento ralentizar el tráfico en la zona

El tráfico por Alameda Rekalde alarma a los vecinos.
El tráfico por Alameda Rekalde alarma a los vecinos. / Jordi Alemany

Consideran que la «gran velocidad» a la que circulan los vehículos facilita que haya accidentes

EUROPA PRESSBilbao

La Asociación Vecinal Foro Cívico de Bilbao ha exigido este lunes al Ayuntamiento de la capital vizcaína implementar «con urgencia» medidas que ralenticen la «gran velocidad» que alcanza el tráfico en Alameda Rekalde y que, a su juicio, facilita que haya accidentes.

Este colectivo ha señalado que lleva «más de dos años» en la búsqueda de soluciones tendentes a «tranquilizar el intenso» tráfico que transita a diario por Alameda Recalde.

«Autobuses, vehículos y motos circulan día tras día a muy altas velocidades, llegando a alcanzar los 100 km/h en pleno centro urbano, lo que facilita que ocurran accidentes. En uno de los más graves se vio involucrado un autobús Bizkaibus, que el año pasado perdió el control impactando con un contenedor de basura situado en la acera. Si en ese momento hubiera pasado por allí algún peatón, el incidente habría adquirido tintes trágicos», ha manifestado la organización en un comunicado.

La Asociación Vecinal Foro Cívico de Bilbao ha remarcado que se trata de una zona «con una alta densidad de población de edad avanzada y niños, dos colectivos que presentan una movilidad más reducida y una menor agilidad a la hora de cruzar la calle».

Ante esta «peligrosa» realidad, los vecinos han trasladado al Ayuntamiento bilbaíno varias propuestas para lograr resolver el problema, «que es también ambiental y acústico».

Posibles soluciones

En relación a este último punto, la contaminación acústica de esta área aparece reflejada en el mapa de ruidos que emite el propio Ayuntamiento. «Dicho escrito señala que en esa zona se superan ampliamente los objetivos legales de calidad acústica (OCA), tanto de día como de noche», han añadido.

Entre las soluciones que Foro Cívico ha propuesto está, en primer lugar, «por su mayor efecto disuasorio», la instalación de radares en el mismo puente de La Salve y la colocación de bandas sonoras en el tramo más próximo a Alameda Mazarredo.

Si bien han reconocido que el Consistorio colocó más semáforos en la zona, los residentes han criticado que «todos se ponen a la vez en verde, por lo que, cuando los turismos y autobuses entran o salen de Bilbao, circulan todavía más rápido».

También han solicitado que los últimos pasos de peatones de Alameda Rekalde, en la confluencia con Mazarredo, sean elevados a la altura de la acera, «como los ya existentes en Abandoibarra, lo que haría que los vehículos redujeran la velocidad».

«Demandamos, además, una señalización horizontal en la calzada, advirtiendo de la incorporación a un casco urbano de alta densidad (posibilidad de usar cromatismo diferenciado, logos, imágenes, etc), señalamiento de zonas de colegios, y la posible introducción de determinados elementos (como una mini rotonda) en el enlace con Rekalde», han subrayado desde la Asociación vecinal.

Asimismo, han solicitado redistribuir los flujos de tráfico en las calles adyacentes a Alameda Recalde: Alameda Mazarredo, Lersundi, Barraincua, Ajuriaguerra, Henao y Pozas. «Ello se lograría reconfigurando los sentidos de circulación en algunos de estos viales», han concretado.

Fotos

Vídeos