Huelga en la OTA de Bilbao desde el 2 de enero tras los siete despidos por ver el Tour

Una empleada de la OTA./JORDI ALEMANY
Una empleada de la OTA. / JORDI ALEMANY

El consorcio ha transmitido al comité de empresa su disposición a sentarse a negociar

Bruno Vergara
BRUNO VERGARABilbao

Los trabajadores de la OTA de Bilbao están en pie de guerra tras el despido de siete trabajadores a los que se les acusa de no cumplir con sus obligaciones laborales en los últimos meses. Incluso la empresa que presta el servicio de aparcamiento asegura que varios de ellos aprovechaban para ver el Tour en horas de trabajo. Esta situación ha acabado con la paciencia del comité de empresa, que ha convocado con el apoyo de los empleados una huelga a partir del próximo 2 de enero tras celebrarse este miércoles una asamblea.

En la reunión, a la que asistieron 95 de un total de 140 personas de la totalidad de la plantilla, se aprobó secundar la huelga. De los presentes en la asamblea, 87 trabajadores votaron sí a la huelga, seis en contra y dos en blanco.

«Hasta que no sean readmitidos sin condiciones los siete trabajadores continuaremos con la huelga», señaló ayer Javier Escobar, presidente del comité de empresa y representante ELA, quien destaca que el despido por parte de la empresa de esos empleados ha sido para «ahorrarse el dinero -120.000 euros- que debe pagar al Ayuntamiento por varios expedientes abiertos contra la empresa».

Las personas despedidas han negado las acusaciones y, según el comité de empresa, «en ninguno de los expedientes de despido se menciona que pasaran horas viendo el Tour cuando tenían que estar trabajando». Por ello, los representantes sindicales están convencidos de que detrás de esta decisión subyace un conflicto que lleva enquistado cinco años sobre la negociación del convenio, motivo por el cual iniciará una protesta indefinida a partir del 2 de enero.

Sobre este conflicto, el portavoz municipal de Ganemos Goazen Bilbao, Francisco Samir Lahdou, ha solicitado la comparecencia en comisión del concejal de Movilidad, Alfonso Gil, para que explique la situación. Lahdou ha recordado que la compañía acumula más de 120.000 euros en penalizaciones por parte del Consistorio, y por ello Goazen Bilbao quiere saber qué medidas va a adoptar el Área de Movilidad para solventar el conflicto y asegurar unas condiciones laborales «dignas» para la plantilla.

Dispuestos a negociar

La UTE Eysa-Cycasa, adjudicataria del servicio de la OTA en Bilbao, ha expresado su disposición a negociar con el comité de empresa para evitar que se consume la huelga. Además, ha calificado de «radicalmente falso» que pretenda reducir costes de personal con estos despidos y ha asegurado que el mismo 2 de enero tenía previsto realizar contrataciones indefinidas para sustituir al personal despedido, aunque el proceso «se ha interrumpido» ante la huelga.

El consorcio ha transmitido al comité de empresa su disposición a sentarse a negociar para evitar la huelga, que ha calificado de «decisión unilateral extrema» que tendrá un «único perjudicado: los ciudadanos y el municipio de Bilbao».

Temas

Bilbao

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos