El Correo

El nuevo calendario de vacunación de los bebés en Euskadi

gráfico

Calendario de vacunas de Euskadi.

  • Osakidetza cambia la pauta a los nacidos este año para reforzar su protección

Los bebés nacidos a partir del pasado mes de enero están de suerte. Osakidetza ha modificado la pauta de vacunación para protegerles mejor contra seis enfermedades: hepatitis B, difteria, tétanos, tosferina, poliomielitis y las infecciones provocadas por la bacteria ‘haemophilus influenzae b’, que pueden ser muy graves. Hasta ahora, esta vacuna se administraba en cuatro dosis -tres en el primer año (a los dos, cuatro y seis meses) y una cuarta de apoyo a los dieciocho-. Este modelo se mantiene para todos los nacidos hasta el pasado 31 de diciembre. Los que vinieron al mundo con el nuevo año van a recibir una nueva fórmula que se administra en tres momentos: a los dos, cuatro meses y seis meses. Es decir, más concentradas para mayor seguridad, pero un pinchazo menos en el tiempo.

El Servicio Vasco Salud ha realizado esta modificación siguiendo las recomendaciones del Consejo Asesor de Vacunaciones de Euskadi y de la Asociación Española de Pediatría. La mayor protección de los niños más pequeños frente a estas seis enfermedades viene dada por el adelanto de las dosis de apoyo. «Es importante intensificar las vacunas en el primer año», resalta el jefe de Vigilancia y Vacunas de la Dirección de Salud del Gobierno vasco, Txema Arteagoitia. De forma paralela, se evita a los lactantes un pinchazo, algo que los pediatras valoran de forma muy positiva dadas las molestias que las vacunas suelen ocasionarles a edades tan tempranas.

Txema Arteagoitia hace hincapié en la importancia que tiene poner las dos primeras vacunas -la hexavalente y la del neumococo- a los 60 días del parto. «Hay padres que esperan hasta que están a punto de cumplir tres meses. Es una equivocación. Se deben vacunar a los dos meses exactos para que la pauta se cumpla como es debido».

Refuerzo contra la tosferina

Al llegar a los seis años, se pondrá a todos los nacidos a partir de 2017 una inyección contra la poliomielitis para completar las cuatro dosis con que se administra este anticuerpo. Esta medicación coincidirá con la de refuerzo de la tosferina, que desde 2015 no ha podido ofrecerse a los niños debido a la escasez del fármaco en todo el mundo. La carencia ha obligado a destinar las dosis de recuerdo a las embarazadas para proteger a los recién nacidos porque su vida peligra si contraen la enfermedad antes de recibir las primeras vacunas.

Debido a esta situación de desabastecimiento, los pequeños que cumplieron seis años en 2015, 2016 y en lo que va de 2017 no han recibido aún esta parte del antídoto. Pero la situación puede cambiar en breve. Según ha informado el consejero de Salud, Jon Darpón, a la Asociación Vasca de Pediatría de Atención Primaria, el Gobierno vasco está realizando gestiones con la industria farmacéutica para recuperar la inyección contra la tosferina. «Nos han dicho que esperan tenerla en poco tiempo. Si se consiguen viales para todos los niños, se vacunará a todos los que están pendientes. Si no hay para todos, se priorizará por edad», explica a EL CORREO el presidente de la colectivo de pediatras, Pedro Gorrotxategi.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate