El Correo

La Iglesia condena por abusos sexuales al exvicario general de Gipuzkoa

Juan Kruz Mendizabal.
Juan Kruz Mendizabal. / M. Fraile
  • Las denuncias contra el sacerdote Juan Kruz Mendizabal se refieren a «tocamientos deshonestos realizados a dos menores» en los años 2001 y 2005

El obispado de San Sebastián apartó en abril de 2016 al entonces vicario de San Sebastián, Juan Kruz Mendizabal, ‘Kakux’, tras declararle culpable de «los tocamientos deshonestos realizados a dos menores en 2001 y en 2005». En un comunicado difundido este martes, la diócesis revela que el sacerdote, que estuvo destinado en la parroquia de San Vicente de la Parte Vieja donostiarra y en la de San Ignacio de Gros, y fue responsable del grupo de tiempo libre Xirimiri Gazte taldea, fue sometido a un proceso en el marco eclesial que concluyó «en una declaración de culpabilidad del reo y la imposición de diversas penas expiatorias y otras medidas administrativas y disciplinares».

Las denuncias por estos casos llegaron al obispo de San Sebastián, José Ignacio Munilla, en marzo de 2016, cuando Mendizabal desempeñaba el cargo de vicario general, del que fue destituido un mes después.

«Desde el dolor y la vergüenza por unos hechos que han lesionado la santidad del sacerdocio y han herido profundamente la comunión», la diócesis de San Sebastián pide «a todos perdón» y ante todo, expresa su «solidaridad con todos aquellos que están sufriendo por los hechos que han motivado el mencionado proceso».

Un sacerdote popular

‘Kakux’ Mendizabal, un sacerdoter popular y muy conocido por su labor pastoral con los jóvenes, fue relevado de su cargo como vicario en abril de 2016. El obispado dijo entonces que había alegado motivos personales para tomarse al menos un año sabático. «Después de haber manifestado su profundo arrepentimiento por los hechos cometidos y habiendo acogido con espíritu sacerdotal la mencionada decisión», el exvicario «sigue en estos momentos un proceso terapéutico psicológico y espiritual, colaborando en la reparación de lo ocurrido», señala la diócesis.

Nacido en Ormaiztegi, fue ordenado sacerdote en esta localidad en 1992. Trabajó como sacerdote auxiliar en la parroquia de Santa María de Tolosa y entre 1996 y 2006 fue delegado de la pastoral de juventud. En San Sebastián fue muy conocido por su paso por la iglesia de San Vicente. En 2010 fue nombrado vicario de pastoral, y en 2013, vicario general de la Diócesis. El pasado mes de abril fue nombrado párroco de la iglesia de San Ignacio.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate