El Correo

Pillados mientras abandonan a su perro lanzándolo por encima de una valla

vídeo

El hombre lanza al perro por encima de la valla.

  • Los dos hombres se marcharon del lugar de los hechos sin percatarse de que estaban siendo grabados por una cámara

Sin remordimientos e incluso con ensañamiento, dos hombres abandonan a su perro en una perrera de Pontevedra, tal y como captaron las cámaras de seguridad del recinto. Así lo denuncian desde la protectora de animales Os Palleiros (Pontevedra), que ha difundido las imágenes.

Los hechos ocurrieron el pasado jueves 6 de agosto sobre las 21.30, según han difundido esta organización protectora de animales. Ellos colgaron un vídeo de la cámara de seguridad del refugio que captó el terrible abandono de este animal. La protectora hace un llamamiento para identificar a los dos hombres que abandonaron de esta manera a su perro y acusa a los responsables de tratar al animal "como un saco de basura" después de golpearle para posteriormente descolgarlo a través de una valla y dejarlo abandonado.

Se trata de uno de los múltiples casos de abandonos de animales domésticos, y que la protectora de animales Os Palleiros ha denunciado a través de las redes sociales.

En el vídeo, se observa cómo uno de los individuos intenta deshacerse del perro. Sin embargo, en el primer intento, cuando lo tira, el animal golpea su cabeza contra la reja y rebota en los brazos de su antiguo dueño. Luego, entra en escena un segundo hombre, que lo ayuda a pasar al can del otro lado de la valla, donde se encuentra la perrera.

Después de que el primero sube la reja, el segundo le entrega el perro y luego este deja caer al pobre animal desde unos tres metros de alto, antes de regresar a su coche y escapar. El perro queda solo acompañado de otro can que estaba en el recinto y viendo cómo sus dueños se deshacen de él sin ningún tipo de sentimiento ni remordimiento.

Los hechos fueron denunciados ante la Policía y desde la propia protectora se pide colaboración para localizar a los dos hombres que aparecen en el vídeo, que podrían ser acusados de delitos de maltrato animal.

En cuanto a las las imágenes difundidas, han corrido como la pólvora a través de las redes sociales. El vídeo ha sido compartido por casi 127.000 usuarios en Facebook.