La cadena MTV quiere celebrar dos grandes conciertos en el corazón de Bilbao

El grupo canadiense Arcade Fire metió a 7.000 aficionados en el concierto ofrecido en 2011 en la explanada del Guggenheim./Pedro urresti
El grupo canadiense Arcade Fire metió a 7.000 aficionados en el concierto ofrecido en 2011 en la explanada del Guggenheim. / Pedro urresti

El canal visitó la semana pasada la ciudad para ver cómo podría montar las dos actuaciones

JOSÉ MARI REVIRIEGO

La marca Bilbao-Bizkaia aspira a dar la campanada con motivo de los Premios de la MTV que se organizarán en la ciudad y en el BEC de Barakaldo el próximo mes de noviembre. Los equipos técnicos trabajan en la «posibilidad» de ofrecer en la capital vizcaína no sólo un concierto al aire libre, sino dos. El «entusiasmo» es mutuo, confesó ayer a este periódico el director foral de Promoción Exterior y Turismo de Bizkaia, Asier Alea, poco antes de viajar a Madrid para participar en la presentación de los grandes reclamos del territorio en la Feria Internacional de Turismo (FITUR) que hoy comienza.

La cadena estadounidense de televisión, a través de su grupo en España Viacom, parece dispuesta a echar la casa por la ventana al cumplirse en esta edición el 25 aniversario de los galardones que distinguen lo mejor de la música europea. Y las instituciones de casa que han pujado por traer a Bilbao este espectáculo de la cultura popular -Diputación y Ayuntamiento- quieren aprovechar al máximo el escaparate internacional, proyectando además a medio mundo una imagen rejuvenecida de la metrópoli. Eso es algo que interesa mucho a los gestores vizcaínos para intentar captar en el futuro nuevos públicos y talentos, con el fin de que echen raíces y compensen de algún modo el progresivo envejecimiento y pérdida de población.

Los promotores del evento manejan ya una «preselección» de los espacios que podrían acoger los grandes conciertos. De hecho, un equipo de la cadena visitó la semana pasada la ciudad para ver cómo podría organizar las dos actuaciones en recintos públicos, pero de distinto formato. La idea es «conjugar» una imagen icónica con un espectáculo más multitudinario, según Alea.

Imagen emblemática

Por eso se trabaja en la posibilidad de montar un concierto junto al Museo Guggenheim, la gran marca de una ciudad y un territorio que acaba de cumplir 20 años. Ese espacio encaja en las aspiraciones de la MTV, que busca envolver sus premios en una imagen emblemática y con fuerza. Ya lo hizo en Berlín con la Puerta de Branderburgo, en Madrid con la Puerta de Alcalá o en Londres con Trafalgar Square, escenario de la última edición en el que actuó U2 para 7.000 fans.

EN FITUR

200
cocineros de reconocido prestigio internacional, sumilleres y expertos en tendencias se reunirán en junio en Bilbao en la ceremonia de 'The World's 50 Best Restaurants', considerados los 'Oscars de la gastronomía'.
Las finales de rugby
Bilbao acogerá en mayo las finales europeas de rugby. Es la primera vez que se disputan fuera del circuito de los países del 'seis naciones'.
Audiencia millonaria
La gala de entrega de premios de la MTV se celebrará en el BEC. La retransmisión llegará a 500 millones de espectadores de 135 países.
125
años cumple en 2018 el Puente Colgante, uno de los principales atractivos de Bizkaia. Será otro de los reclamos en FITUR.

El punto débil de la explanada del Guggenheim es precisamente ese. El aforo también es limitado -en las actuaciones de las fiestas el tope es de 10.000 personas-. Para garantizar otro concierto «lo más popular posible» se están examinando recintos de mayor capacidad. Uno es la Gran Vía, pero no el único. La promotora Last Tour, organizadora del festival Bilbao BBK Live y cuya participación ha sido vital para que la MTV desembarque en Bilbao, defiende la plaza Moyúa como posible escenario por su neurálgica ubicación. Sin embargo, cabrían otras alternativas para audiencias masivas.

El museo ofrece un aforo limitado mientras que la Gran Vía podría acoger a más de 100.000 personas Capacidad

Dos conciertos al aire libre, algo insólito en la historia de estos premios, supondría «la cuadratura del círculo», en palabras del director de Turismo de la Diputación. «El equipo está trabajando con todas las posibilidades», insistió Alea, que destacó el valor añadido de este tipo de eventos culturales. Con la «referencia» del festival que se monta en verano en el monte Cobetas desde el año 2006, considera que los espectáculos con tirón ayudan a hacer de la marca Bilbao-Bizkaia «la puerta de entrada al Sur Atlántico», un territorio de 8 millones de personas entre Galicia y Burdeos, y con influencia en Irlanda e Inglaterra. En este eje, abanderado por el Golfo de Bizkaia, están depositadas parte de las aspiraciones forales para incentivar el turismo y la llegada de nuevos habitantes. «No sólo hablamos de un territorio de postal. También de un lugar para la gente que busca calidad de vida», explicó Alea.

Es un hecho insólito en los 25 años de historia de los premios de la cadena estadounidense Los dos conciertos

Estos serán algunos de los argumentos que expondrá desde hoy en Fitur la delegación formada por la Diputación y el Ayuntamiento de Bilbao. Encabezada por Imanol Pradales y Xabier Ochandiano, responsables de las áreas de Desarrollo Económico en esas dos instituciones, respectivamente, la comitiva presentará en Madrid el calendario de grandes eventos para 2018. Se prevé un año «extraordinario» que confirma la capacidad de Bilbao y Bizkaia para competir «en la 'Champion'».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos