El Correo

EH Bildu quiere que Euskadi tenga un nuevo estatus en octubre de 2019

  • La fecha no está elegida al azar, sino por su fuerte carga simbólica: el día 25 se cumplirán 40 años de la aprobación de la Carta de Gernika, que, según han recalcado, está «agotada»

Ahora que el PNV ha renunciado a poner fecha al nuevo estatus vasco, EH Bildu no pierde ocasión de apuntarse el tanto. Los parlamentarios de la izquierda abertzale Iker Casanova y Miren Larrion han fijado esta mañana un plazo para la consecución de un nuevo marco político que sustituya al Estatuto, que debería ser una realidad, en su opinión, el 25 de octubre de 2019. La fecha no está elegida al azar, sino por su fuerte carga simbólica: precisamente ese día se cumplirán 40 años de la aprobación de la Carta de Gernika, que, según han recalcado los representantes de EH Bildu, está «agotada». En la pasada sesión de investidura, su portavoz, Maddalen Iriarte, ya señaló que la consulta sobre el nuevo estatus debería celebrarse en 2018.

La izquierda abertzale comienza ya, de este modo, su estrategia de presión al PNV y Elkarrekin Podemos para que la nueva mayoría existente en el Parlamento vasco a favor del derecho a decidir se transforme en hechos y permita dotar a Euskadi de los «instrumentos» que necesita para dar respuesta a las «necesidades» de sus ciudadanos.

Ya desde la semana que viene, en la que comenzarán las comparecencias de los consejeros del Gabinete de Iñigo Urkullu ante la Cámara para explicar sus líneas de acción para la presente legislatura, EH Bildu les pedirá explicaciones sobre las medidas que piensan adoptar para que Euskadi acceda a un nuevo estatus político. El PNV, aunque no ha fijado plazos, ya ha anunciado que le gustaría que en dos años estuviera redactado un texto articulado, de tal manera que el año 2019 se dedicaría a «negociar con Madrid» y al final de la legislatura, haya o no acuerdo, cada uno pueda afrontar las elecciones «con las cosas claras».

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate