El Correo

Mas: «Nadie puede asegurar al cien por cien cómo acabará el proceso»

Artur Mas.
Artur Mas. / Efe
  • En una conferencia en el Ateneu Barcelonès, Mas ha afirmado que cuando se está en un "terreno desconocido" es "difícil dar las seguridades absolutas" que algunos piden

El presidente de la Generalitat, Artur Mas, ha avisado hoy de que el proceso soberanista es un "terreno desconocido" en el que no existen las "seguridades absolutas" y ha señalado que nadie puede asegurar "al cien por cien" cómo acabará.

En una conferencia en el Ateneu Barcelonès, Mas ha afirmado que cuando estás en un "terreno desconocido" es "difícil" responder "honestamente" a las peticiones de "seguridades absolutas" que algunos hacen, porque éstas "no existen", y, en esta línea, ha señalado que nadie puede saber "al cien por cien" cómo acabará el proceso.

En este sentido, el presidente catalán ha afirmado que hay que acostumbrarse a "gobernar la incertidumbre, lo que "no quiere decir que no haya rumbo", y ha señalado que Cataluña ha tomado la senda del soberanismo para ejercer su "mayoría de edad política" ante "un padre autoritario".

Mas ha asegurado que si el catalanismo no ha tomado antes esta senda hacia la consulta soberanista es porque era "la más difícil", pero, pese a las incertidumbres de esta apuesta, ha subrayado que los otros caminos ya se han intentado todos y ya se sabe "cómo acaban": "Chocando con una pared que es un tabique", ha dicho en referencia al Estado.

El presidente catalán ha afirmado que lo que se está haciendo tiene "un sentido" y responde a la voluntad de Cataluña de ejercer su "mayoría de edad política" a través de votar su futuro político en una consulta soberanista.

Mas ha defendido que hay aún más ganas de ejercer esta mayoría de edad cuando tienes "un padre autoritario, intolerante y intransigente", en alusión al Estado.

El presidente de la Generalitat ha remarcado que el proceso pone "a prueba" la capacidad de "resistencia" y capacidad de "movilización" de la sociedad catalana; la unidad entre las instituciones públicas y el tejido asociativo; y un tercer pilar, que es el consenso político, elementos todos ellos que se deberían mantener para que el proceso tenga éxito.

Sobre el consenso político, Mas ha dicho que, aunque no está "intranquilo", sí que ve que este elemento está "a prueba" cuando el proceso soberanista se mezcla con los procesos electorales -"como mínimo habrá dos", ha dicho- del año que viene.

Sin embargo, Mas ha remarcado que "todos los augurios" decían que se rompería el consenso político pero, por el momento, éste "se ha mantenido en los momentos claves".