Policías municipales se concentran en Bilbao para exigir la jubilación anticipada

Manifestación de agentes de la Policía Municipal de Bilbao en la plaza Moyua. /Jordi Alemany
Manifestación de agentes de la Policía Municipal de Bilbao en la plaza Moyua. / Jordi Alemany

Pretenden que sus condiciones se equiparen a las de la Ertzaintza

ALBERTO CASTILLA

«Estamos hartos de esperar». Representantes de la Policía Municipal de diversas localidades se han manifestado esta mañana en la plaza Moyua de Bilbao para «exigir» al Gobierno central que apruebe «de una vez» la jubilación anticipada para sus agentes. En la concentración, también se ha hecho un llamamiento a participar en el paro y las movilizaciones en la administración local convocadas para el próximo 28 de febrero.

«Queremos recordar que la Ley autonómica define una única policía vasca con dos cuerpos, la Ertzaintza y la Policía Municipal, pero las diferencias en las condiciones de jubilación son notables», ha señalado Ekaitz Oianguren, responsable de administración local y foral del sindicato ELA.

Actualmente, los agentes autonómicos cesan en su actividad al cumplir los 60, o bien cuando alcanzan los 30 años de servicio, mientras que los municipales lo hacen a los 65. «Entendemos que ambos cuerpos asumen los mismos riesgos en el desempeño de su labor, por tanto, estamos pidiendo que se apruebe el Real Decreto para que los aproximadamente 3.500 policías locales que hay en la comunidad autónoma se puedan acoger al retiro anticipado».

El Gobierno central se ha comprometido a tener listo, antes de que acabe el mes de febrero, el Real Decreto para que los agentes locales se puedan jubilar antes de los 60 años. El Ejecutivo ya había prometido en 2017 que la medida entraría en vigor a lo largo del año, pero finalmente no fue así.

«La edad media de los policías municipales de Euskadi ronda los 50 años. En el próximo lustro habrá más de 800 agentes que superen la barrera de los 60, con todo lo que ello conlleva. Nos consta que en los ayuntamientos se están tramitando muchas incapacidades. Si se regula la jubilación anticipada, se creará empleo, se rejuvenecerá la plantilla y se dará el servicio público de calidad que se necesita», ha concluido Oianguren.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos