Pasajeros vizcaínos, afectados por la cancelación de un vuelo entre Santander y Menorca

Vista exterior del aeropuerto de Santander./ROBERTO RUIZ
Vista exterior del aeropuerto de Santander. / ROBERTO RUIZ

JESÚS LASTRA

En una terminal semidesierta como corresponde a los últimos compases de una jornada en el Aeropuerto Seve Ballesteros, en Santander, Juan Antonio Díaz tiene cara de circunstancias. El avión que debía llevarle a él y a los suyos a Mahón (Menorca) nunca llegó a la capital cántabra. Un hecho que obligó a cancelar el vuelo y realojar a los afectados, entre ellos, a varios vizcaínos.

La ruta, operada por Volotea, tenía que partir a las 20.40 horas. Sin embargo, «los paneles informativos empezaron a hablar de retrasos. Primero a las 21.30 horas y luego a las 22.00 horas», aseveró. «Finalmente, nos dijeron que el avión salió de Mahón, pero que tuvo que volver a tierra al detectarse una avería», apuntó Laura Velasco.

Los pasajeros procedentes de otras comunidades autónomas abandonaron el aeródromo santanderino en autobuses para pernoctar en hoteles de las inmediaciones. Al cierre de esta edición, los damnificados aún no a sabían a ciencia cierta cuándo podrán despegar rumbo a Menorca.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos