Las parroquias de Arratia se suman a la Jornada Mundial de los Pobres

O. G. MANCERAS IGORRE.

El domingo la Iglesia celebrará la primera Jornada Mundial de los Pobres, una invitación que el Papa Francisco lanzó hace un año y que ahora ve la luz. El 13 de noviembre del 2016, en la basílica de San Pedro, el responsable de la fe católica celebraba el Jubileo dedicado a todas las personas marginadas. De manera espontánea, al finalizar la homilía, Francisco manifestó un deseo. «Quisiera que hoy fuera la jornada de los pobres», dijo en aquel momento. Siguiendo su planteamiento, el próximo domingo se llevará a cabo oficialmente ese día dedicado a las personas con menos recursos, y el valle arratiano ha querido adherirse a esta conmemoración. «Siguiendo la invitación del Papa Francisco, vamos a celebrar en todas las parroquias de Arratia la Jornada contra la Pobreza», anuncian.

Así las cosas, informan fuentes parroquiales, han propuesto una serie de actos de la mano de Cáritas Arratia que mañana. «A las cinco de la tarde organizaremos en los locales de la parroquia de Igorre un café coloquio con miembros de Harribide, asociación que ofrece a los jóvenes sin hogar un método asistencial y comunidades y pisos de acogida», detalla José Mari Kortazar, párroco arratiano.

El sábado a mediodía, «en todas las parroquias y en las ermitas que así lo deseen sonarán las campanas, queriéndonos despertar de nuestro letargo ante la emergencia de la pobreza en el mundo», señala. Y el domingo se instalará una caja para que los asistentes puedan colaborar. «Nuestra sugerencia es compartir el uno por ciento de los ingresos mensuales, cantidad que donaremos a la Fundación Harribide», anuncia. Y es que Arratia quiere aportar su granito de arena, porque, según recuerda Kortazar, «el problema de la pobreza no es un reto solo para los creyentes, sino para todas las personas que trabajan para hacer un mundo más justo».

Temas

Igorre, Papa

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos