«No somos parados porque aunque no tenemos empleo lo buscamos»

Algunos de los participantes de la lanzadera de empleo ya han conseguido trabajo. / A. A.
Algunos de los participantes de la lanzadera de empleo ya han conseguido trabajo. / A. A.

La lanzadera comarcal reúne a 17 personas en Basauri en un programa foral para encontrar trabajo con una inserción superior al 50%

ASIER ANDUEZA BASAURI.

«No somos parados porque aunque no tenemos un empleo estamos en la búsqueda activa de uno». Así es su carta de presentación y, junto a su lema, 'Beti aurrera', transmiten un optimismo que demuestran cada día, una actitud muy alejada de la imagen que tenemos de la gente derrotada que, por desgracia, se queda sin su puesto de trabajo. La lanzadera de empleo comarcal, implantada por segundo año consecutivo, reúne a diecisiete personas -cinco de ellas ya han encontrado algún tipo de trabajo- que se ayudan a mejorar y a buscar una ocupación.

En la primera edición se celebró en Arrigorriaga, y en esta segunda en Basauri, en el centro cívico de Basozelai hasta marzo. Como explican los creadores de la iniciativa, impulsada por la Diputación, «es un equipo heterogéneo de personas desempleadas con espíritu dinámico». Lidia García, la coordinadora que les acompaña en esta aventura de labrarse un futuro, precisa que «un par de ellos cobran la RGI, pero no se conforman con eso y vienen aquí cada día para salir de esa dinámica. No buscamos un perfil concreto y tenemos gente de entre los 20 y los 50 años, cada uno con historias detrás muy diferentes». Algunos están en paro, y otros simplemente buscan un trabajo mejor.

Ese es el caso de Ana Martín, de 46 años y que fue durante 19 abogada. Compagina un puesto temporal en Correos con la lanzadera. María García, sin embargo, busca reengancharse al mercado laboral a sus 50 años y después de haberse dedicado en los últimos tiempos a criar a sus hijos. Y lo logró de forma eventual, ya que a finales de año comenzó a hacer encuestas entre los usuarios de trenes de Renfe. Por su parte, Eneko Durán, técnico de desarrollo de proyectos de construcción, fue contratado por la asociación de comerciantes en las navidades como galtzagorri.

Captación de empresas

Una de las máximas de la lanzadera la detalla Fran Prieto, periodista deportivo de 42 años. «No solo buscamos trabajo para nosotros, lo hacemos para todos», puntualiza. Han creado, de hecho, un grupo de recursos humanos para aprender a redactar buenos currículos, y otro de captación de negocios, para ofrecer los servicios de los asistentes entre diferentes sectores. «Seríamos como una empresa que ofrece sus 17 servicios y trabajadores», avanzan.

El objetivo no es que sean un grupo de autoayuda, pero la autoestima de sus miembros ha crecido y ahora encuentran más puertas abiertas para trabajar. En ese sentido, la diputada de Empleo, Inclusión Social e Igualdad, Teresa Laespada, aseguró hace unos días que las cinco lanzaderas puestas en marcha en Bizkaia han registrado una tasa de inserción laboral superior al 50%.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos