El Gobierno vasco activa el plan de vialidad invernal por nieve a menos de 1.000 metros

Esta tarde empezará a llover y mañana la lluvia será constante./Manu Cecilio
Esta tarde empezará a llover y mañana la lluvia será constante. / Manu Cecilio

La cota puede bajar hasta los 500 metros

ELCORREO.COM

Ya advertían hace días los responsables de Euskalmet de que esta semana iba a haber «un poco que todo» en Euskadi, es decir, que iba a ser en sí misma un muestrario de fenómenos meteorlógicos. Así, tras un arranque más amable de lo esperado y la mañana de este martes con aspecto bastante benigno -aunque con frío-, el tiempo se torció ayer en las horas centrales del día: la ausencia de nubes dio paso a cielos cubiertos y ya por la tarde se registraron precipitaciones. La nieve también hará su aparición en Álava a partir de los 800 metros.

La Dirección de Atención de Emergencias y Meteorología del Gobierno Vasco activó este martes por la tarde el plan de vialidad invernal y el aviso amarillo ante la previsión de que se produzcan nevadas, que bajarán hasta una cota de 500 metros. Además, durante hoy miércoles y jueves, también permanecerá activo el aviso amarillo en la costa vasca por olas que podrían superar los 5 metros de altura. Además, este martes estuvo activo en Euskadi, desde el mediodía y hasta las nueve de la noche, el aviso amarillo por fuertes vientos ya que las rachas del suroeste rondaron los 100 km/h en zonas de montaña, especialmente del oeste. En el litoral, oscilaron entre los 60 y los 80 km/h. Además, desde las seis de la tarde, se estableció el aviso amarillo por nieve en el este de Álava. La cota de nieve bajó desde una cota de 1.000 metros a unos 800 metros por la tarde-noche, y se alcanzaron espesores de hasta 3 centímetros a 1.000 metros de altura. En esta jornada, hubo precipitaciones débiles a partir de la tarde, especialmente por la noche.

Más información

Para este miércoles, se ha previsto que el aviso amarillo por nieve permanezca activo en el interior desde las nueve de la noche, con una cota que irá descendiendo hasta situarse en torno a los 700 o los 800 metros a últimas horas del día, y espesores de hasta 5 centímetros a 1.000 metros. Se esperan precipitaciones débiles a moderadas durante la segunda mitad del día, especialmente por la noche. Además, es posible que se registren tormentas y granizo durante la noche.

También desde las nueve de la noche, se establecerá el aviso amarillo por riesgo marítimo-costero para la navegación en las dos primeras millas. La altura de ola significante irá subiendo desde los 2 o 2,5 metros por la tarde, hasta rondar los 4 metros a últimas horas.

El jueves, ambiente más invernal

El jueves, el aviso amarillo por nieve en el interior permanecerá activo durante toda la jornada. La cota de nieve oscilará entre los 500 y los 700 metros, aunque irá subiendo a mediodía a unos 700 o 800 metros y hasta los 1.000 o 1.100 metros a últimas horas. Se esperan chubascos débiles a moderados y muy abundantes, con probabilidad de tormentas y granizo, y espesores de nieve que oscilarán entre los 10 y los 40 centímetros a 1.000 metros y podrían alcanzar hasta 5 centímetros a 600 metros. Del mismo modo, el aviso amarillo por riesgo marítimo-costero para la navegación en las dos primeras millas se mantendrán durante todo el jueves. La altura de ola se situará en torno a 5 metros. En esta montaña rusa, el viernes parece que llegará un respiro, con tiempo más seco y estable.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos