BALONMANO

«Estamos dejando pasar oportunidades», afirma Fernando Herrero

El Barakaldo recibe el sábado al Beti Onak con el objetivo de volver a vencer y mantener la tranquilidad en la tabla

S. OSORIO BARAKALDO.

El Barakaldo no quiere acabar el año asomado al precipicio, pero para ello no se puede dejar puntos importantes en el camino. Mientras en los partidos disputados en su feudo, los auriazules están firmando buenos números esta temporada, a domicilio las cosas son diferentes.

La escuadra que pilota el técnico fabril, Fernando Herrero, afronta la undécima jornada de liga, que se disputa este sábado (Polideportivo municipal de Lasesarre. 19.00 horas) ante el Beti Onak tras una nueva derrota en cancha ajena ante el Egia. «Estamos dejando pasar oportunidades. No ganamos a equipos de abajo. Hemos perdido puntos en Usurbil y en Egia, dos equipos que están por detrás en la tabla», lamenta el míster pucelano.

A su juicio, su equipo está ofreciendo dos caras esta campaña; una en casa y otra fuera. La falta de efectivos importantes en el equipo cuando este ejerce de visitante pasa factura. Además, se ha perdido la seriedad a la hora de trabajar que había al principio del curso. «El lunes estuvimos entrenando cuatro. Así no podemos obtener objetivos ambiciosos. Mis niñas van todos los días catorce a entrenar».

Alto nivel goleador

Con la intención de que las cosas mejoren y que una nueva victoria mantenga la tranquilidad en la tabla, los fabriles reciben al Beti Onak, un equipo que recalará en el feudo baracaldés con la moral alta tras vencer la jornada pasada al líder de la categoría, el Anaitasuna. Los de la Margen Izquierda tienen una nueva oportunidad de distanciarse de un rival que está por debajo, aunque el míster es consciente de que será un partido complicado.

«Les he visto varias veces en vídeos y tienen un central muy bueno que es una referencia para ellos», destaca Herrero en referencia a Iñigo Oscoz, uno de los pilares del equipo. Así, el cuadro vizcaíno tratará de mantener la buena línea goleadora de las últimas jornadas, pero para que tenga un efecto directo en el resultado será conveniente cuidarse las espaldas con mayor seriedad. «Es un equipo ganable, pero jugándoles bien», zanja el preparador pucelano.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos