Barakaldo condena la agresión sexual denunciada el domingo

El Ayuntamiento de Barakaldo y los colectivos de mujeres de la comarca sacaron dos pancartas a la Herriko Plaza./Yvonne Fernández
El Ayuntamiento de Barakaldo y los colectivos de mujeres de la comarca sacaron dos pancartas a la Herriko Plaza. / Yvonne Fernández

Una manifestación plantó cara ayer al ataque padecido por una joven en el barrio de Rontegi a manos de un hombre que esgrimía un cúter

SERGIO LLAMASBARAKALDO

La ciudadanía de Barakaldo volvió a mostrar ayer su claro rechazo hacia la violencia sexista. Más de un centenar de personas se concentraron a mediodía en la Herriko Plaza para denunciar la agresión sufrida este fin de semana por una joven del municipio que denunció los hechos ante la Ertzaintza. Representantes del Ayuntamiento, trabajadores municipales, asociaciones de mujeres y vecinos de la localidad se dieron cita en la protesta, en la que se corearon lemas como «ninguna agresión sin respuesta» o «si nos tocan a una, nos tocan a todas».

El colectivo de mujeres Argitan recordó que la víctima sufrió una agresión sexual en la madrugada del sábado al domingo a manos de un hombre que portaba un cúter. Los hechos se produjeron en el barrio de Rontegi. La mujer atacada pudo ofrecer una descripción de su agresor y de las ropas que vestía. La Ertzaintza investiga los hechos.

«No podemos permitir que un día tras otro haya agresiones sexuales, a unas horas o a otras horas. Nos da lo mismo. Queremos vivir en libertad. Queremos ser libres y no ir de valientes por la vida, sobre todo, al volver a casa», reivindicó la portavoz de Argitan, Karmele Andrés. La representante del colectivo remarcó que este tipo de agresiones «son consecuencia de las desigualdades que vivimos las mujeres en esta sociedad» y mostró su solidaridad con la víctima.

El Ayuntamiento de Barakaldo celebró una junta de portavoces este lunes tras la que convocaron a la manifestación. El Consistorio mostró su repulsa con los hechos denunciados e hizo un llamamiento a los vecinos para salir a la calle y arropar a quienes han sido víctimas de estos ataques.

«Lamentablemente ha sido necesario que una vez más Barakaldo salga a la calle a decir alto y claro lo que piensa, que no vamos a consentir ningún tipo de agresión sexista contra las mujeres. Es indignante que tengamos que salir a defender algo tan sencillo y tan básico como el derecho de una mujer a caminar por la calle con absoluta libertad», lamentó la alcaldesa, Amaia del Campo, después de la concentración.

Trabajar la prevención

Argitan también aprovechó la manifestación para reclamar a las instituciones que pongan todos los recursos a su alcance para garantizar la protección y la prevención. «Prevención en las escuelas, en los institutos, en las casas de cultura, en los clubes de tiempo libre… Porque es la única manera, generando igualdad, de poder evitar y dejar de lado los malos tratos y la violencia sexista», manifestó su portavoz.

Fotos

Vídeos