Un vecino de Getxo dona 6.000 euros al Banco de Alimentos por tercer año

Representantes del Banco de Alimentos y del BM en el momento de la donación. / P. URRESTI
Representantes del Banco de Alimentos y del BM en el momento de la donación. / P. URRESTI

El benefactor, que canalizó su ayuda a través del BM de Aiboa, quiere fomentar la realización de acciones solidarias

TERRY BASTERRA GETXO.

Animar a otras personas y entidades a que ayuden a los más necesitados. Ese es uno de los objetivos de un donante anónimo de Algorta que por tercer año consecutivo ha hecho entrega de 6.050 euros al Banco de Alimentos de Bizkaia, un importe con el que la entidad benéfica ha adquirido el equivalente a 300 carros de la compra repletos de comida en los supermercados BM. El acto de entrega se produjo ayer en el comercio que la cadena tiene en Aiboa.

A este benefactor la preocupación por los necesitados le viene de niño. «Fue mi madre la que me inculcó la importancia de ayudar a los demás y, ya que por suerte no me va mal, parte del dinero que gano me gusta entregarlo a las personas desamparadas», explicaba este hombre, que prefiere no hacer pública su identidad, ya que destaca que lo importante es el gesto. La elección de este supermercado de Aiboa tampoco es casual. Él es un cliente habitual, como lo fue también su progenitora, y es un establecimiento en el que confía para transformar en productos alimenticios de primera necesidad la cantidad entregada.

La entidad benéfica atiende a 30.800 personas en la provincia. La donación del vecino de Algorta servirá para comprar aceite, arroz, azúcar, legumbres y lotes de conservas, unos productos que precisa el Banco de Alimentos para hacerlos llegar a las 250 instituciones con las que colabora para que lleguen a las cerca de 10.000 familias que viven bajo el umbral de la pobreza y solicitan su ayuda en Bizkaia. Luis Crovetto, representante de esta organización, destacaba que esta donación de Getxo es excepcional, ya que lo más corriente es que tanto empresas como instituciones y algún particular les hagan llegar ayudas que van de los 500 a los 2.000 euros, en especial en esta época, «que es cuando cierran sus cuentas y conocen qué cantidad pueden entregar», dijo. En el periodo navideño el Banco de Alimentos obtiene un 25% de los 4 millones de kilos de comida que reparte al año en Bizkaia.

«Homenaje a mi madre»

Toda ayuda es poca para hacer frente a un problema que apenas reduce su número de «clientes», pese a la mejora de la situación económica. «En el 2012 y el 2013 atendíamos a 32.000 personas, ahora a 30.800», detalló Crovetto, quien especificó que lo que sí ha cambiado en este lustro es el perfil de aquellos que acuden. «Ahora hay gente que trabaja con salarios bajos que no consigue salir del umbral de la pobreza y precisa de nuestra ayuda. También hay un menor número de beneficiarios extranjeros, porque han regresado a sus países; pero tenemos más gente nacida aquí, parados de larga duración con edades complicadas para encontrar un nuevo empleo», explica.

Por suerte, colaboraciones como la de este donante getxotarra, que por tercer año consecutivo entrega alimentos por un valor de 6.050 euros, permite a esta institución proseguir con su labor. Para el benefactor realizar este gesto tiene además un importante componente sentimental. «Es una manera de homenajear a mi madre», una señora que durante toda su vida se preocupó y ayudó a los más necesitados, trasladando esos valores a su hijo. Francisco Ruiz, supervisor de los supermercados BM en la Margen Derecha, explicó que «es un orgullo que este cliente nos elija como vehículo para hacer llegar su ayuda y un privilegio tener vecinos con esta calidad humana».

Temas

Getxo

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos