El II Trofeo San Cristóbal de 'fútbol andando' mide a Plentzia con un equipo internacional

IÑIGO SÁNCHEZ DE LUNA PLENTZIA.

Mover el balón sin correr, evitando el fuerte contacto físico con el rival y con los defensas y sin rebasar el borde de su área son tres de las reglas básicas de la curiosa modalidad balompédica 'Walking Football' que se podrá disfrutar en el II Trofeo San Cristóbal- I Copa Howard Kendall, que se disputará a las 12.00 horas de mañana sobre el césped artificial del campo de Plentzia. Esta modalidad surgida en Gran Bretaña, donde existen alrededor de 300 equipos federados, se basa en la filosofía de que toda edad es buena para seguir disfrutando del fútbol, detalla uno de los promotores del encuentro, el inglés John Shearon, ferviente socio del Everton. Los jugadores pueden llegar a los 90 años. Los rivales que saltarán al césped plentziarra serán las 'viejas glorias' del equipo local 'Bar-20', creado en la década de los 60 y ya desaparecido, por donde pasaron 40 jugadores y que recibe su nombre del antiguo bar de la estación de la villa marinera. Para la ocasión volverán a lucir la equipación del equipo de hace 40 años, compuesta por camiseta azul con el escudo original en el pecho, y pantalón blanco. Enfrente tendrán a la selección del 'Resto del Mundo', formada abrumadoramente por jugadores británicos, junto a refuerzos autóctonos. La principal novedad será que se pondrá en juego por primera vez la Copa Kendall, en honor al que fuera entrenador del Athletic y residente en Plentzia durante su etapa al frente de los rojiblancos, Howard Kendall, fallecido hace dos años. El trofeo en juego, donado por la Asociación de Accionistas Independientes del Everton, estará presente en las vitrinas del ganador durante un año. Una vez concluido el encuentro, los jugadores disfrutarán de una paellada.

Temas

Fútbol

Fotos

Vídeos