Reúnen más de 6.000 firmas para pedir el control de las colonias felinas en Getxo

La colonia envenenada, fotografiada por una cuidadora. / M. SAN JOSÉ
La colonia envenenada, fotografiada por una cuidadora. / M. SAN JOSÉ

Asociaciones animalistas y vecinos solicitan una entrevista con el edil de Medio Ambiente tras denunciar la muerte de una docena de gatos en Las Arenas

TXEMA IZAGIRRE GETXO.

La polémica generada tras la denuncia de la muerte por envenenamiento de una docena de gatos en Las Arenas ha llevado pareja la apertura de una recogida de firmas en la plataforma digital Change. org que ayer habían suscrito más de 6.000 personas para que el Ayuntamiento imponga un control sobre las colonias felinas locales. La petición, que inició una vecina de Getxo que solía alimentar a la colonia envenenada, es que se implante el método CES, que consiste en la captura, esterilización y suelta para controlar las agrupaciones de gatos callejeros, que serían vigilados y alimentados por una red de cuidadores. «Así se evitarían las peleas nocturnas de los machos y los maullidos causados por el celo, se controlaría la población evitando nuevas camadas y dando bienestar a los ejemplares ya existentes.

Los voluntarios se encargarían de mantener las zonas de alimento limpias por lo que, tanto los vecinos como los animales se beneficiarían. Queremos una convivencia buena y justa tanto para personas como para animales con los que, guste más o guste menos, tenemos que convivir a diario», solicita la misiva. Esta petición ya la hizo el presidente de la asociación protectora de animales ASAAM, Mariano Macho, tras quejarse del «abandono que sufren las colonias de gatos».

La Policía Municipal de Getxo investiga el envenenamiento de los gatos, que trae aparejado responsabilidades penales, como recuerda una cuidadora de Algorta. «Necesitamos que el Ayuntamiento lleve a cabo una campaña de concienciación y de protección de animales, y no sólo de las de que se recoja la caca, que es lo único que saben hacer», criticó. Asociaciones protectoras y vecinos reclaman ponerse manos a la obra y una entrevista con el responsable de Medio Ambiente local, Txefo Landa. «No se puede esperar a septiembre», dijo esta mujer. Los gatos están ahora en celo y suscitan las quejas de parte de la población por sus maullidos. Las autoridades municipales hicieron un llamamiento a la calma a la población porque pasado el verano se trabajará en todo este asunto tras aprobarse una moción en pleno al respecto.

Temas

Getxo

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos