Gordobil: «Para mí el Leioa es un sentimiento»

El entrenador se reencontrará con el banquillo de Sarriena. / M. C.
El entrenador se reencontrará con el banquillo de Sarriena. / M. C.

El técnico guipuzcoano, que ahora lidera al Vitoria, regresa mañana a Sarriena, la que fuera su casa durante las dos anteriores campañasIgor Gordobil

IÑIGO SÁNCHEZ DE LUNA LEIOA.

El técnico del Vitoria, Igor Gordobil, afrontará a partir de las 18.00 horas de mañana un encuentro muy especial en cuanto a los sentimientos se refiere al medirse por primera vez al Leioa, al que dirigió durante las dos pasadas temporadas logrando en la última un quinto puesto en Segunda B, la mejor clasificación en la historia del club azulgrana. El partido tendrá el añadido de disputarse en Sarriena, «donde dejé muy buenos amigos». Desde la lejanía, Gordobil ve a su rival como un equipo en progresión llamado a no pasar apuros clasificatorios. Los locales llegarán a este choque como titulares de la decimotercera posición con trece puntos, dos más que el filial del Eibar, que ocupa la plaza de 'play-out' para eludir el descenso.

- ¿Qué sentimientos tiene a la hora de regresar a la que ha sido su casa durante las dos últimas temporadas?

- La verdad es que en lo futbolístico es un partido más. En lo personal es algo más especial, he estado dos años allí y tengo buenos amigos. La verdad que para mí el Leioa es un sentimiento, es el club que me dio la opción de entrenar en Segunda B y le tengo mucho cariño. Ahora estoy en otro club y mi obligación pasa por ir a competir e intentar ganar. Pero el Leioa siempre estará en mi corazón y me quedo con los momentos buenos que viví; los malos los olvido.

- ¿Cómo está viendo la trayectoria de su exequipo esta temporada?

- Es un equipo que viene de menos a más, compuesto por buenos jugadores con experiencia que compiten. No va a pasar ningún peligro, va a estar en la zona media-alta, no van a sufrir.

- ¿Qué valoración realiza del trabajo de su sucesor en el banquillo de Sarriena, Jon Ander Lambea?

- Lambea está trabajando muy bien, y nunca es fácil el primer año. En lo personal no le conozco mucho, pero me parece muy majo y le deseo lo mejor. Está en un buen sitio y cuenta con una buena plantilla para no pasar apuros.

- ¿Cómo está resultando su experiencia a cargo de un filial como el Vitoria?

- Hay bastantes diferencias a la hora de dirigir un filial. Todos los grupos humanos son distintos, ni mejores, ni peores. En este caso, tenemos mucha gente joven, y la filosofía pasa por aportar jugadores al primer equipo, Eibar. De hecho, Sarri ya debutó con ellos en Copa frente al Celta, y esta semana también va a ir convocado. Por lo demás, el equipo está bien y estamos compitiendo todos los partidos con el hándicap de que dos de los veteranos que nos pueden dar un salto de calidad sufren lesiones de larga duración. En definitiva, muy contento de estar en este grupo humano de jugadores y cuerpo técnico.

- Las dinámicas serán diferentes.

- En el día a día es similar, con la salvedad de que tenemos jugadores muy jóvenes en formación que no tienen el poso o temple que pueden tener los del Leioa. Por ello, hay que trabajar mucho y bien, siendo muy comunicativos para tenerlos muy centrados para que solo piensen en fútbol.

- Centrándonos en el partido de este domingo, se miden dos equipos a los que solo les separan dos puntos.

- Nosotros venimos de sufrir una derrota frente al Bilbao Athletic. Estamos haciendo las cosas bien, pero no tenemos mucha suerte, nos falta continuidad al alternar cosas muy buenas con otras pésimas. Nos falta asentarnos un poco más y tener claro lo que queremos para tener una identidad y ser un equipo rocoso. Enfrente tendremos un rival que viene de menos a más, que ha cambiado de sistema y están más arropados. Además, arriba tienen muchísima calidad y están sacando puntos.

- ¿Qué le desea a su exequipo?

- En el futuro más inmediato que pierdan frente a nosotros. A partir de ahí, mucha suerte y lo mejor; sería muy ingrato lo contrario. Si alguien puede pensar lo contrario no me conocen y desconocen mis sentimientos. Lo digo de corazón, he estado muy a gusto durante dos años viviendo cosas muy bonitas. He dejado muchos amigos y me hubiera gustado marcharme de otra manera, pero las circunstancias fueron las que fueron. Les deseo muchos años de éxitos.

Fotos

Vídeos