El gobierno y el PP de Getxo pactan impulsar 116 pisos protegidos y tasados en Ormaza

El concejal de Urbanismo posa junto al portavoz popular. /  P. U.
El concejal de Urbanismo posa junto al portavoz popular. / P. U.

Modificarán el PGOU para que se construyan más unidades en una zona que se completará con 145 viviendas libres y un gran parque

TXEMA IZAGIRRE GETXO.

El equipo de gobierno de Getxo -formado por PNV y PSE- ha alcanzado otro acuerdo urbanístico tras el de Sarrikobaso. Esta vez el objetivo es redensificar el área de Ormaza, para construir más viviendas de protección. Así, se podrán edificar 116 pisos protegidos y tasados en el área comprendida entre las calles Ormaza, Torrebarri y Maidagan. La entente alcanzada posibilitará modificar de forma puntual el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU). El área de actuación se extenderá de los 23.806 metros cuadrados previstos a los 30.800 definitivos gracias al pacto para aumentar la edificabilidad. En concreto, se levantarán 69 VPO, 47 tasadas y otras 145 viviendas libres que ya estaban previstas.

La peculiaridad es que además de uso residencial, la parcela también incluirá espacios en los que se podrán abrir negocios. «El objetivo es cambiar la tendencia de pérdida de población», afirmó el concejal de Urbanismo, Joseba Arregi, debido a que la juventud getxotarra se marcha a otros municipios a buscar pisos, principalmente porque son más baratos.

Nueva calle

El plan no establece cargas de urbanización a los edificios «asentados» en la zona, es decir, que los caseríos y casas, así que los bloques construidos no deberán sufragar el desarrollo del área. Es el caso de la ikastola Geroa y del Colegio Nuestra Señora de Europa, que quedarán fuera de la unidad. La urbanización futura obligará a abrir una nueva calle de conexión a la altura de la cooperativa agrícola. También se pretende peatonalizar algún vial.

Por ahora se está dando el primer paso, consistente en establecer una modificación puntual del PGOU, que saldrá adelante en sesión plenaria.

Pero el proceso administrativo a lidiar es largo y proceloso. Una operación similar dura tres años habitualmente. Aunque el responsable de Urbanismo getxotarra matizó que el pacto reducirá los plazos a la mitad. El concejal popular Eduardo Andrade no ocultó su «satisfacción» por haber alcanzado un acuerdo que posibilitará incrementar el número de VPO en la localidad. «Somos partidarios del desarrollo de las zonas urbanas en lugar de que se construya en zonas rurales», dijo. «Además de la labor de fiscalización que hacemos desde la oposición, también aportamos en beneficio de nuestro pueblo. El PP vuelve apoyar el desarrollo de Getxo, plasmado también en otros acuerdos como la reordenación viaria del centro de Algorta y el parking Manuel Gainza, o el desarrollo de VPO en Iturribarri».

Temas

Getxo

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos