Getxo inicia los trabajos para estabilizar la campa de Arrigunaga

Los trabajos para consolidar la campa de Arrigunaga ya están en marcha./Pedro Urresti
Los trabajos para consolidar la campa de Arrigunaga ya están en marcha. / Pedro Urresti

El Consistorio empieza a sellar las grietas surgidas en la ladera para prevenir nuevos corrimientos de tierras a causa de las lluvias

TXEMA IZAGIRRE

Ya están en marcha las obras urgentes para asentar la ladera de Arrigunaga en la que se celebra la Sanjuanada y que el miércoles se vio afectada por un corrimiento de tierras. Para restablecer la estabilidad se ha comenzado con los trabajos de la primera fase, que consisten en el sellado de las grietas para evitar que se filtre por ellas agua de las precipitaciones.

Las tareas incluirán «la reposición de las redes afectadas y se ejecutará un pie de escollera para dotar a la campa de mayor estabilidad, entre otros», según explicaron desde el Ayuntamiento de Getxo. Estas labores emprendidas tienen el objetivo de volver a dotar a las tierras de la estabilidad temporal, a la espera de lo que dicte el análisis geológico que se está realizando.

Al mismo tiempo, se están llevando a cabo hasta tres sondeos geotécnicos para conocer con detalle qué ha sucedido en este solar y pevenir posibles corrimientos y hundimientos del terreno en esta zona en el futuro. Para ello ayer mismo se colocaron testigos para cerciorarse de que el deslizamiento de la campa no continúa.

«Una vez obtenidos los datos de análisis se llevará a cabo una segunda fase de actuación, con el objetivo de conseguir la estabilización final de la ladera». Así lo apuntaron ayer desde el Ayuntamiento. La Administración local ha llevado a cabo las labores preventivas para evitar accidentes en esta zona cercana a la costa, muy frecuentada por viandantes y por personas que sacan a sus mascotas a que disfruten del espacio libre.

Lo que se desconoce es cuándo se levantará la prohibición del paso por esta zona verde. El lugar ha quedado cerrado con vallas. También el aparcamiento de la calle Kaba. Se ha balizado como playa de obras «para facilitar el acopio de materiales y maquinaria».

El corrimiento de tierras se detectó el miércoles por la mañana, cuando el ingeniero municipal decidió tomar las medidas preventivas y analizar lo sucedido para encontrar una solución efectiva. La causa fueron las intensas precipitaciones, que provocaron el deslizamiento de parte del terreno. De partida, se espera que sea la capa más superficial de tierra, aunque en cualquier caso toca esperar a las conclusiones del estudio geológico.

En cualquier caso no es un episodio peligroso, pues por esa zona no pasa ninguna carretera cercana ni hay viviendas residenciales a las que les pueda afectar. Según incidieron fuentes municipales, «la decisión (de cerrar la zona) se ha tomado por precaución, porque no es que la ladera vaya a caer».

Temas

Getxo

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos