El derribo de los inmuebles dañados en Erandio avanza rápido

Dos vecinos observan los trabajos de demolición del primero de los edificios afectados por daños estructurales en Erandio. / PEDRO URRESTI
Dos vecinos observan los trabajos de demolición del primero de los edificios afectados por daños estructurales en Erandio. / PEDRO URRESTI

En este mismo lugar se construirán nuevas viviendas en las que se reubicará a las 66 familias desalojadas hace años

IÑIGO SÁNCHEZ DE LUNA ERANDIO.

A una escena propia de una guerra. A esto se asemeja la zona donde se levanta el bloque de cinco plantas situado en el número 1 de la calle Antón Fernández de Altzaga, una semana después de que se iniciase su derribo. El edificio presenta grietas y agujeros y es el primero de los cinco inmuebles con daños estructurales, a causa de una excavación realizada en las inmediaciones, que serán demolidos en los próximos meses.

Hasta el momento, se ha reducido a cascotes «dos tercios, están en la última mano la C», del edificio donde residían quince familias obligadas a abandonar sus hogares hace dos años, apunta uno de sus antiguos moradores Jon Iñaki Rodríguez. La operación de derribo se realiza con la máxima prudencia para evitar daños a los bloques pegados a las viviendas dañadas.

Así, la cizaña actúa desde un lateral de la calle Tartanga, cortando la fachada hacia dentro donde van quedando acumulados los escombros que serán retirados para su correcto tratamiento en un vertedero controlado, una vez concluya la demolición. Rodríguez reconoce «no tener ningún sentimiento de tristeza», al ver actuar a la maquinaria reduciendo a la nada el que era su domicilio. «Hoy en día, solo tenemos satisfacción, tranquilidad, esperanza e ilusión de ver que las cosas van para adelante y se cumple lo acordado», señalan.

Posteriormente, será el turno de los números 7 y 9 de Vega de Altzaga, número 4 de la Plaza de San Agustín, y el número 1 de las calles Ibarrondo, en donde vivían un total de 51 familias. Dejarán espacio a unos modernos bloques destinados a albergar a todas los propietarios de pisos y lonjas que se quedaron sin sus propiedades por el mal hacer de una promotora privada hace una década.

El proyecto urbanístico liderado por la Sociedad Pública Azpiegiturak se completará con la construcción de 400 nuevos Pisos de Protección Oficial y Tasados, en una parcela de 20.000 metros cuadrados situada en los aledaños del polideportivo municipal de Altzaga.

Temas

Erandio

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos