Las bases para diseñar el parque deportivo de Fadura enfrentan al PNV y a EH Bildu

TXEMA IZAGIRRE GETXO.

El proceso de participación ciudadana para el parque deportivo de Fadura ha arrancado con polémica. Las bases de adjudicación del concurso se han pu blicado recientemente y EH Bildu ya ha requerido que se echen para atrás porque «parecen dirigidas a otorgar la adjudicación a una empresa previamente decidida y no tienen en cuenta el euskera». Según la formación, el proceso empezó con la adjudicación directa de la primera fase «a una firma de Madrid sin tener en cuenta a las empresas de Getxo».

Se les concedió el trabajo por 18.000 euros entonces. Recientemente se ha puesto en marcha la segunda fase por un montante de 129.309 euros, sin IVA. Para la coalición soberanista, «las bases técnicas pueden poner en cuestión la legitimidad y transparencia del contrato». Entre otras cosas, porque se requiere «tener experiencia nacional e internacional en procesos participativos relacionados con diseño arquitectónico y urbano por lo menos en tres países en los últimos cinco años».

Así, aseguran, se ponen «trabas innecesarias» a quienes quieran toman parte, y la condición exigida «se adapta como un guante a la empresa de Madrid a la que se le adjudicó la primera fase», porque otro de los requisitos exigidos es desarrollar un software que facilite la participación ciudadana, algo que la firma concesionaria ya ha «utilizado con anterioridad en otro ámbito» al encargarse del proceso inicial.

El Ejecutivo local defiende que Getxo Kirolak ha lanzado un procedimiento abierto «con las características que el personal técnico entiende necesarias para garantizar el buen desarrollo de un proyecto estratégico». «La transformación de la zona exterior de Fadura en un parque público y en un polo de innovación en actividad física y salud es suficientemente relevante como para asegurar que las empresas licitadoras sean del máximo nivel», manifestaron fuentes municipales.

Fotos

Vídeos