El Correo

Siria acusa a Israel de un ataque contra objetivos militares cerca de Damasco

  • El Ejército dice que favorece a los "terroristas" tras los avances de las fuerzas gubernamentales en su lucha contra los rebeldes

Siria acusó este domingo a Israel de lanzar dos ataques aéreos contra sectores controlados por el régimen sirio cerca de Damasco y de apoyar así directamente a los rebeldes y a los yihadistas. Mientras tanto en este país sumido en más de tres años de guerra civil, las fuerzas progubernamentales repelieron un asalto de los yihadistas del grupo Estado Islámico (EI) en la provincia oriental de Deir Ezzor y estrechaban el cerco sobre posiciones rebeldes en el sector de Alepo.

«Los enemigos israelíes atacaron Siria tomando como blanco dos áreas seguras en la provincia de Damasco, principalmente en las zonas de Dimas y del Aeropuerto Internacional de Damasco», indicó el ejército sirio en un comunicado difundido por televisión. Por el momento, no se registraron víctimas. Para las fuerzas armadas del régimen, «Israel llevó a cabo esta agresión directa para ayudar a los terroristas en Siria», después de que Damasco logrará «importantes victorias en Deir Ezzor, Alepo y en otros lugares». «Esto prueba el apoyo directo de Israel al terrorismo en Siria», subrayaron.

El ministerio sirio de Relaciones Exteriores instó el domingo por la noche al secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki-moon, y al Consejo de Seguridad de la ONU a imponer sanciones contra Israel, por este «crimen atroz contra la soberanía de Siria», según la agencia oficial SANA. En la terminología del régimen sirio de Bashar al Asad, la palabra «terrorista» se refiere tanto a los rebeldes moderados como a los yihadistas.

Según el Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH), los ataques alcanzaron depósitos militares. «Se trata de dos instalaciones militares, donde se almacenaban armas», declaró a la AFP el director de esta oenegé siria, Rami Abdel Rahman, quien dijo desconocer si la aviación israelí llevó a cabo los bombardeos. Las autoridades israelíes no respondieron por el momento a las acusaciones de Damasco.

El régimen sirio avanza

El ejército israelí llevó a cabo varios ataques contra posiciones militares desde el inicio de la revuelta contra el régimen sirio en marzo de 2011. Asimismo, la aviación también bombardeó en Siria infraestructuras pertenecientes al movimiento chiita libanés Hezbolá, uno de los apoyos de Asad. El anuncio de estos ataques llega cuando las fuerzas del régimen avanzaron en varios puntos del país en estas últimas 24 horas.

En Deir Ezzor, los militares sirios lograron repeler un ataque del EI contra un importante aeropuerto militar, donde murieron más de 100 yihadistas y 59 combatientes prorrégimen, indicó el OSDH. Según esta oenegé, varios yihadistas sufrieron «sofocos» por el uso de clorito por parte del ejército en esta infraestructura aeroportuaria, considerada como la única vía de abastecimiento de las fuerzas de Asad en el este sirio.

En Alepo, «el ejército (...) tomó el sector de Breij», declaró a la AFP Abdel Rahman. Al menos 24 rebeldes y yihadistas murieron. Para el director del OSDH, si el ejército toma el este de Alepo, «la carretera de abastecimiento de la oposición» corre el riesgo de quedar cortada.

Alepo, la segunda ciudad de Siria, se encuentra dividida desde julio de 2012 entre sectores leales al régimen y sectores rebeldes. El ejército amenaza desde principios de octubre con aislar a estos últimos.

En la ex capital económica de Siria, los rebeldes volaron un túnel cerca de una antigua mezquita con el objetivo de atacar posiciones del régimen, indicó el OSDH, que informó de la muerte de 12 soldados. Para intentar poner fin al conflicto, que ha dejado ya más de 200.000 muertos, los esfuerzos diplomáticos se multiplican.

El enviado de Naciones Unidas en Siria, Staffan de Mistura, discutirá próximamente con los jefes rebeldes de Alepo sobre una tregua en los combates, mientras que Rusia recibirá por su parte el miércoles a una delegación de opositores sirios tolerados por Asad. Asimismo, el canciller sirio, Walid Mualem, participará el lunes en una conferencia sobre el extremismo en Teherán, donde coincidirá con su homólogo iraquí. Irak también se enfrenta a los yihadistas del EI en su territorio.