Farolín y Zarambolas se preparan para ser juzgados mañana en la Plaza Nueva

Presentación oficial este jueves de las encarnaciones de 2018 de Farolín y Zarambolas./Borja Agudo
Presentación oficial este jueves de las encarnaciones de 2018 de Farolín y Zarambolas. / Borja Agudo

El actor y hostelero Mikel Martínez y la rapera La Basu encarnan a los dos personajes emblemáticos de los carnavales de Bilbao

Julio Arrieta
JULIO ARRIETA

El ciclo carnavalesco bilbaíno ha arrancado esta mañana con la presentación oficial de las encarnaciones de 2018 de Farolín y Zarambolas, los dos personajes que simbolizan las carnestolendas de la villa desde 1984. En esta ocasión, se repite en cierto modo el patrón de la edición anterior, pues Farolín es hostelero y Zarambolas se dedica a la música. El primero es el también actor Mikel Martínez, regente del Café Bilbao, situado en la Plaza Nueva; la segunda es la rapera Elena Caballero quien, con el nombre artístico de La Basu, es la principal referente de la escena hip hop vasca.

Ziortza Larreategi, de Bilboko Konpartsak, e Itziar Urtasun, concejala de Fiestas, han hecho las veces de maestras de ceremonias en este acto, el primero de una serie cuyo punto culminante será este viernes, con el juicio y castigo de los dos personajes. Aunque la auténtica maestra de ceremonias en este caso era La Basu, que es precisamente eso: una MC -master of ceremonies-, la persona que improvisa o lanza rimas sobre los ritmos que pincha un DJ. «Es la primera vez que alguien del mundo del rap encarna a uno de estos personajes de carnaval en Bilbao», explicaba la artista, autora de discos como 'Aire es vida'(2015) e 'Izotza erregina' (2016). «Da mucha visibilidad a esta cultura, y a mí me da alegría y orgullo».

Carnaval de Bilbao 2018

Mikel Martínez, que además de estar a los mandos de una de las barras más típicas del Casco Viejo es parte de Ez dok hiri bikoteatroa, un grupo que ha «producido y perpetrado un buen número de obras teatrales con estilo propio», se ha mostrado igualmente orgulloso y feliz de dar vida a Farolín. «Me ha pillado menos de sorpresa, porque algo me había llegado de que se barajaba mi nombre. Pero igual decir eso me corresponde por lo de farolero que le toca ser a Farolín», ha bromeado.

«Farolín y Zarambolas van a tener mucho trabajo a partir de hoy», ha adelantado Itziar Urtasun. Los dos vivirán su particular 'calvario' ( o más bien 'juergario') mañana, cuando serán detenidos en el Ayuntamiento, conducidos a punta de maza por los maceros municipales hasta la Plaza Nueva y juzgados allí a partir de las 19.30 horas. Bilboko Konpartsak ha pedido a la fiscalía un castigo ejemplar y, con toda seguridad, ambos personajes serán condenados y sometidos a escarnio público, entre coplillas de carnaval y danzas con el grupo Beti Jai Alai, a las 21.00 horas en el patíbulo levantado a tal efecto en la Plaza de Santiago. Ni Farolín ni Zarambolas se han mostrado especialmente preocupados con su destino y probablemente, como no puede ser de otra forma en el mundo al revés que son los carnavales, estén más de acuerdo con la fiscal que con el abogado en sus alegatos de defensa. En los que no faltará el flow rapero de La Basu, «porque ¿cómo va a haber un alegato sin flow?», ha bromeado la MC, que solo se ha puesto seria, junto a su compañero, para lanzar un mensaje contra las agresiones sexistas y recordar que «en Bilbao, en carnavales, no sigue siendo no».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos