La Ertzaintza apela a la colaboración ciudadana para saber dónde se depositó el cadáver del bebé hallado en Artigas

Agentes de la Policía Científica se dirigen a las instalaciones de tratamiento de residuos tras el hallazgo. / Luis Calabor

La consejera de Seguridad informa de que se ha habilitado una linea especial en el 112 para recibir las llamadas que permitan esclarecer el caso

La consejera de Seguridad, Estefanía Beltrán de Heredia, ha hecho un llamamiento a la colaboración ciudadana para conocer dónde pudo ser depositado el bebé recién nacido cuyo cadáver apareció en una planta de tratamiento de residuos de Bilbao con signos de violencia. Paar ello, las autoridades han habilitado una línea especial en el teléfono 112.

Beltrán de Heredia ha hecho estas declaraciones a los medios de comunicación en San Sebastián tras la presentación, en los cursos de verano de la Universidad del País Vasco de una investigación relacionada con el robo de documentos históricos.

A tenor del volumen de residuos que trata la planta de Arraiz, a donde llegan a diario 50 camiones con desechos, la consejera apuntó a la posibilidad de que el bebé fuera depositado en un contenedor urbano el pasado sábado, «aunque no se descarta que pudiera haber ocurrido antes». «Más allá» de la autoría de los hechos, que investiga la Ertzaintza, Beltrán de Heredia ha pedido a «quienes puedan tener una sospecha o hayan podido ver algo« relacionado con el suceso que se pongan en contacto con el número de emergencias 112.

El cuerpo de un bebé recién nacido fue hallado este miércoles en la planta de Tratamiento Mecánico Biológico (TMB) ubicada en el monte Arraiz de la capital vizcaína y trasladado al servicio de patología forense donde se le ha practicado la autopsia.

A la espera de que «en breve»se conozcan los resultados el análisis forense que determinará las causas de la muerte del pequeño, Heredia ha señalado que será entonces cuando se podrá saber a ciencia cierta cuáles fueron las causas del fallecimiento y si los signos de violencia hallados en el cadáver fueron originados en el momento de la muerte o si se debían a la «propia acción mecánica» de la cinta que transporta los residuos.

Estos resultados también «conllevarán a la correspondiente calificación de la imputación» a los responsables. En este sentido, ha recordado que cuando el fallecimiento de un bebé se debe al abandono «se trata de un caso de homicidio».

Fotos

Vídeos