El Correo

Cabify denuncia agresiones de taxistas e insta al colectivo a condenar los ataques

Protestas del sector del taxi en Madrid.
Protestas del sector del taxi en Madrid. / Afp

Cabify ha denunciado las "continuas agresiones" que sus trabajadores han sufrido en los últimos días tras las movilizaciones de taxistas convocadas en Madrid y Barcelona el pasado miércoles y ha llamado a las asociaciones del sector del taxi a condenar públicamente los ataques registrados y a colaborar con las autoridades en la identificación de los agresores.

En un comunicado, la compañía de vehículos con conductor (VTC) ha asegurado que sus empleados han sido víctimas de insultos, vejaciones e incluso el volcado de uno de sus vehículos. En este sentido, ha advertido que la seguridad e integridad de los conductores y usuarios "está en juego" y recuerda que los empleados que prestan servicio a Cabify "son trabajadores honrados que simplemente quieren desarrollar su actividad profesional con normalidad y hoy se encuentran intimidados y con miedo".

Cabify también ha desmentido en su comunicado las acusaciones vertidas por el portavoz de Élite Taxi, Alberto Álvarez, en una emisora de radio, donde acusa a los conductores de la entidad de ejercer actos intimidatorios, como romper vidrios del taxi en el aeropuerto con piedras.

Protestas en el sector del taxi

La compañía VTC ha iniciado acciones legales en defensa y protección de la seguridad de los conductores y usuarios con el objetivo de que la situación "trascienda del plano administrativo y que las autoridades competentes puedan dar una solución efectiva a estas prácticas que comienzan a ser recurrentes". Además, exige aplicar "tolerancia cero" contra este tipo de ataques a través de la Justicia y los cuerpos de seguridad, llegando incluso a retirar licencias "en caso necesario".

El sector del taxi salió a la calle el pasado miércoles para criticar la "falta de compromiso" por parte de las administraciones para garantizar el servicio que presta el sector ante la irrupción de nuevas plataformas de arrendamiento de Vehículos con Conductor (VTC) como Uber y Cabify.

Por su parte, Cabify ha recordado que opera de forma legal a través de las licencias VTC y que toda su actividad está sujeta a la regulación local y al número específico de licencias disponibles.

También asegura que en ningún caso su servicio podría dar lugar a competencia desleal, debido a que los colaboradores ni pueden captar ningún cliente en la calle, sino que deben recibir la petición de los usuarios a través de su aplicación móvil.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate