El Correo

El crecimiento de la eurozona se estanca

  • La economía de la UE avanza solo un 0,2% en el segundo trimestre del año, según Eurostat

La oficina comunitaria de estadística Eurostat ha confirmado hoy el estancamiento del Producto Interior Bruto (PIB) de la eurozona y el crecimiento moderado de la economía de la Unión Europea (UE) en el segundo trimestre del año. Los datos consolidados de Eurostat mantienen sus primeras estimaciones, publicadas a mediados de agosto, y apuntan a un crecimiento nulo de la economía de los países del euro respecto a los tres primeros meses del año y a un avance del 0,2% en el caso del conjunto de la Unión.

En el primer trimestre del año, el PIB de los Diecisiete países que comparten la moneda única había crecido un 0,2% y el de los Veintiocho, un 0,3%. En términos interanuales, la economía de la zona del euro se expandió un 0,7% y un 1,2% en la Unión en el segundo trimestre del año, 3 décimas y 2 décimas menos que en los tres meses anteriores.

El frenazo se vio motivado principalmente por el retroceso en un 0,2% de la mayor economía de la zona del euro, Alemania, el estancamiento de la segunda, Francia, y el decrecimiento también de un 0,2% de la tercera, Italia, que entró en recesión técnica. España, con el cuarto mayor PIB de los países del euro, avanzó un 0,6%.

Los países que registraron los peores resultados económicos fueron Rumanía, con una caída del 1%, Dinamarca y Chipre, los dos con un descenso del 0.3%. En el extremo opuesto, los países que más crecieron en estos tres meses fueron Malta (1,3%), Letonia (1%), Lituania, Hungría y Reino Unido, todos con un 0,8%.

En el segundo trimestre, el gasto del consumo final de los hogares aumentó un 0,3 % en la zona del euro y un 0,4 % en los Veintiocho, mientras que en los tres meses anteriores se había elevado un 0,2 % en el primer caso y un 0,4 % en el segundo.

La formación bruta de capital fijo descendió un 0,3% en los países de la moneda única y un 0,1% en el conjunto de la Unión, frente al aumento del 0,2% y el 0,5% en el trimestre precedente, mientras que las exportaciones crecieron un 0,5% y un 0,3%, respectivamente (un 0,1% y un 0,5% en os tres meses anteriores).

Por su lado, las importaciones subieron un 0,3% en la eurozona y un 0,4% en la UE (frente a las subidas del 0,8% y el 1,2% anteriores).

Además, la contribución del gasto de consumo final de los hogares al crecimiento del PIB fue positiva (0,2 puntos porcentuales) tanto en la zona del euro como en los Veintiocho, mientras que la contribución de la formación bruta de capital fijo fue negativa en la zona del euro, 0,1 puntos porcentuales, y no tuvo impacto en los Veintiocho.

La contribución del comercio exterior al crecimiento del PIB fue positiva en la zona del euro (0,1 puntos porcentuales) y no tuvo impacto en el conjunto de la Unión, mientras que el efecto de la contribución de las variaciones de lo stocks fue negativa, de 0,2 puntos porcentuales en la eurozona y de 0,1 puntos en la UE.