La chelista duranguesa Nerea Aizpurua ensalza la figura de Valentín de Zubiaurre

Nerea Aizpurua ofrecerá un concierto mañana por la tarde en la iglesia de San Francisco. / MAITANE MORENO
Nerea Aizpurua ofrecerá un concierto mañana por la tarde en la iglesia de San Francisco. / MAITANE MORENO

Clausurará la Quincena Musical de Durango mañana en la iglesia de San Francisco

MANUELA DÍAZ DURANGO.

'Ecos de Oiz' es el nombre que Valentín de Zubiaurre puso a la que bien podría ser su obra de mayor apego al Duranguesado. Una elegía muy expresiva con chello solista en la que dibuja el serpenteante perfil de Urkiola y los sentimientos hacia su Garai natal. La pieza, que fue rescatada hace siete años por la Orquesta Sinfónica de Euskadi, vuelve a resurgir gracias la adaptación para chelo y piano que ha realizado la duranguesa Nerea Aizpurua. Su estreno, mañana a las 19.00 horas en la iglesia de San Francisco, cierra la Quincena Musical de Durango ,que ha contado en esta edición con el Orfeón Donostiarra y el popular violinista Ara Malikian.

Aizpurua reconocía que su encuentro con Zubiaurre «ha sido un descubrimiento como violonchelista» por la sonoridad y expresividad de sus composiciones. La joven de 26 años no dudó por ello rescatar al maestro de Capilla en el Palacio Real de Madrid, «hacerlo más accesible para poder tocarlo» sin necesidad de contar con una orquesta. Así, con toque actual y en una edición moderna, fundió el manuscrito original para orquesta y chelo con la versión para piano y chelo creada por Ramón Sobrino. El resultado culminó el trabajo de su master en Musikene y es ahora cuando se hace público.

Su actuación será el broche final a un concierto-conferencia sobre el romanticismo y nacionalismo musical en Durango. El espectáculo estará guiado por el musicólogo y violinista Ander Berrojalbiz y contará además con la pianista Arrate Monasterio, y Maider López, a la viola. El cuarteto tocará una decena de obras compuestas por músicos de la última mitad del siglo XIX, vinculados de una manera u otra con el Duranguesado. Además de Valentín de Zubiaurre sonará el durangués Bartolomé Ertzilla, el alavés Carlos Bergareche, que trabajó en Durango, y Manuel Merladet, del que se conservan las partituras más antiguas. Será un concierto delicado y de pequeño formato.

Rock y música pop

«Es importante que la gente vea que existen otros estilos para los instrumentos de cuerda y que también sirven para tocar rock o música pop», asegura esta violonchelista que lleva unida a este instrumento desde que tenía 8 años de edad. También participa en Arima Kamerata, un proyecto musical que surgió de la orquesta de Leioa y que tocará a finales de este mes en el concierto benéfico 'Fair Saturday' de Bilbao.

Nerea Aizpurua fue la primera alumna del conservatorio de Bartolomé Erzilla que se decantó por realizar una carrera musical. Tras terminar sus estudios superiores de violoncello en el Conservatorio Superior de Navarra y hacer un master en Musikene, en estos momentos imparte clases de chelo en dos escuelas de música de Salvatierra y Arrasate, y hace prácticas de docencia musical en el instituto Fray Juan de Zumarraga en Durango.

«Siempre supe que quería hacer esto», asegura con rotundidad esta joven intérprete de la primera promoción que salió del conservatorio de la villa.

Temas

Durango

Fotos

Vídeos