La atención psicosocial a mayores arranca en Aramotz con año y medio de retraso

Vista del Centro de Día de Aramotz en el que estaba previsto desarrollar los talleres. / MANUELA DÍAZ
Vista del Centro de Día de Aramotz en el que estaba previsto desarrollar los talleres. / MANUELA DÍAZ

El Ayuntamiento habilita un local ante la negativa foral a ceder una sala en el Centro de Día para personas con discapacidad

MANUELA DÍAZ DURANGO.

Las personas mayores de Aramotz podrán por fin hacer talleres de atención psicosocial sin tener que desplazarse a otros barrios. Tras la negativa de foral a ceder una sala del Centro de Día para personas con discapacidad, por la que llevan negociando más de año y medio, el Ayuntamiento de Durango ha decidido finalmente habilitar un local.

Ayer, el Consistorio abría el periodo de inscripción para estos cursos gratuitos dirigidos a personas de edad avanzada o dependientes y completa así un proyecto que se ha llevado a cabo en otros barrios como San Fausto o Madalena. «Es una prioridad de nuestro departamento la atención a las personas mayores y darles todas las facilidades del mundo para que puedan mantener sus capacidades sin necesidad de trasladarse lejos de sus domicilios», apuntó la responsable de Acción Social, Pilar Ríos.

La teniente de alcalde socialista aseguró que la descentralización de estos talleres de atención psicosocial «trata de hacer la vida más fácil y favorecer el mantenimiento de la autonomía de las personas de edad avanzada». Y es que, la villa «existen muchas personas mayores que tienen serias dificultades para ir hasta el centro», aseguró.

El taller, que se integra en el programa 'Mugi zaitez-Muévete', arrancará en marzo y se impartirá los martes y jueves de 10.00 a 11.30 horas en el local ubicado en la calle Sasikoa número 34. «En estas sesiones se favorece la estimulación de las capacidades físicas y psíquicas, además de aumentar el bienestar afectivo y emocional», explicó Ríos.

Inscripción

Durante las clases se llevarán a cabo ejercicios físicos como estiramientos suaves y movimientos sencillos, y ejercicios mentales para mantener y mejorar la orientación espacio-temporal, la atención y concentración o la memoria, además de ejercicios que favorezcan la comunicación con otras personas y el sentimiento de bienestar. El objetivo es estimular las capacidades físicas y mentales y fomentar las relaciones sociales.

«De este modo, se favorece la autonomía de las personas de edad avanzada y se contribuye a que permanezcan en su domicilio el mayor tiempo posible», explicaron. Para inscribirse, los interesados deberán acudir al Área de Personas Mayores del Ayuntamiento, llamar al número de teléfono al 94465 74 51 o bien enviar un correo electrónico a adintek@durango.eus.

Temas

Durango

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos