La Diputación hace «un llamamiento» al acuerdo para garantizar el futuro de CEL

Trabajadores de la papelera CEL se manifiestan en Bilbao. /LUIS ÁNGEL GÓMEZ
Trabajadores de la papelera CEL se manifiestan en Bilbao. / LUIS ÁNGEL GÓMEZ

El grupo italiano Lucart y los trabajadores tienen hasta el día 22 para cerrar la negociación

IZASKUN ERRAZTI

Las negociaciones para el futuro del grupo papelero CEL y de sus plantas en Las Encartaciones han entrado en un «momento crítico». Así lo ha admitido este jueves el diputado de Desarrollo Económico y Territorial, Imanol Pradales, que ha hecho «un llamamiento al acuerdo» para garantizar el futuro de la empresa.

Según ha recordado el responsable foral en las Juntas Generales, donde ha comparecido a instancias de Podemos, el grupo italiano Lucart, el único interesado en hacerse con la compañía, y los representantes de los trabajadores tienen de plazo hasta el 22 de noviembre para cerrar la negociación. Y ha advertido de que la falta de consenso llevaría al administrador concursal «a liquidar» la firma, lo que supondría la desaparición de dos centenares de empleos.

El diputado considera que el acuerdo entre ambas partes es factible, y ha desgranado los detalles de la oferta de Lucart: «Un plan de inversión de 20 millones a 5 años y, en el plano laboral, subrogar 186 puestos y extinguir 36, en algunos casos por baja voluntaria y en otros por cargos de dirección». Además, ha explicado Pradales, la firma «habla de extinción de contratos de trabajadores de más de 58 años y más de 33 años de antigüedad para facilitarles el paso hacia la jubilación». «Es responsabilidad de ambas partes buscar el acuerdo», ha insistido.

Mientras decenas de trabajadores protestaban a las puertas de la sede de las Juntas en demanda de una solución de futuro, en la Cámara la oposición apelaba a la Administración para «evitar el desastre».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos