El Correo

BALONCESTO

Laso se encumbra

Laso celebra la hazaña con sus jugadores.
Laso celebra la hazaña con sus jugadores. / Efe
  • El Real Madrid, dirigido desde hace cuatro años por el técnico vitoriano, hace pleno de títulos esta campaña, que cortan la electricidad que hace meses corría por la silla que ocupaba

El Real Madrid del técnico vitoriano Pablo Laso ha alcanzado esta temporada la gloria baloncestística. Este miércoles cerró su triunfal temporada con la eliminación del Barcelona en el Palau, por la vía rápida, y haciéndose con el título de Liga ACB. Pero el equipo dirigido por el técnico vasco ha ido esta campaña de título en título. Hace poco más de un mes se alzó campeón de Europa, en febrero ganó la Copa del Rey y en septiembre la Supercopa celebrada en la ciudad natal de su entrenador, Vitoria.

Un pleno soñado por Laso y los suyos, que viene a demostrar, su ambición, su hambre y la garra que ya demostró cuando vestía de corto con los colores del Baskonia y del real Madrid, entre otros. Pero también demuestra su buena labor de banquillo y su excelente dirección de un equipo plagado de estrellas.

No sólo los títulos le dan la razón. El técnico del Real Madrid no ha parado de recibir elogios y halagos, sobretodo una vez que consiguió llevar al equipo blanco a la cima europea. Las alabanzas, esta vez, estuvieron acompañadas por los galardones, y a los títulos, suma esta campaña su nombramiento como mejor entrenador de la ACB. Y es el tercer curso consecutivo en el que el entrenador vitoriano consigue este reconocimiento.

Este premio, que designa la Asociación Española de Entrenadores de Baloncesto (AEEB) en base a criterios matemáticos, reconoce la trayectoria del conjunto blanco. Ya a lo largo del ejercicio, el entrenador del Real Madrid ya fue designado por la AEEB en dos ocasiones como mejor entrenador del mes: octubre y noviembre. "El balance no puede ser más que excelente", declaró el protagonista. "Hemos estado imbatidos en casa durante mucho tiempo y los partidos que hemos perdido ha sido contra los equipos punteros de la competición".

Estilo propio

Desde su llegada hace cuatro años al Madrid, el alavés ha implantado un juego vistoso y agradable para el espectador, uno de sus grandes sellos. "He intentado transmitir mi filosofía y mi idea del juego a mi equipo y a mis jugadores. En ese sentido, estoy muy satisfecho y me alegro que la gente reconozca a mis equipos por mi estilo", aseguró. Y además, ha ganado títulos, importante para la casa blanca. A los de este año (4), Laso suma como técnico la Liga de 2013, las Copas del rey de 2012 y 2014 y las Supercopas de 2012, y 2013, hasta almacenar 9 trofeos.

Consumados todos los títulos posibles de la temporada, Pablo Laso respiraba felicidad con cierto resentimiento. La obra del técnico en la casa blanca queda rubricada con cuatro galardones que cortan la electricidad que hace meses corría por la silla que ocupaba. Y lo hizo con la versión más sacrificada y menos estilista, la que encarnan héroes como Felipe Reyes o Chapu Nocioni. "Miras atrás y te enorgulleces de los jugadores. Algunos me han dicho: "¡Gracias, Pablo!", pero debería ser yo el primero en darles las gracias por haber exhibido esas ganas de ganar", confiesa el vitoriano.