Lo que cuestan los parkings públicos para residentes en Bilbao y las plazas que hay libres

Lo que cuestan los parkings públicos para residentes en Bilbao y las plazas que hay libres
Fotos. Ayuntamiento de Bilbao

Hay medio centenar de aparcamientos de este tipo en la villa que ofertan un total de 17.153 parcelas

María José Tomé
MARÍA JOSÉ TOMÉ

Sólo un 20% de los turismos censados en Bilbao duerme en la calle. El porcentaje, notablemente bajo en comparación con otras capitales de provincia, obedece a la importante dotación de garajes subterráneos con los que cuenta la villa y que ofrecen en total unas 111.400 plazas a cubierto. El 15% de estas -en concreto, 17.153- se distribuyen en el medio centenar de parkings de residentes de titularidad municipal, que son 'vendidos' a los usuarios en régimen de concesión administrativa por un determinado número de años que vencen entre 2040 y 2082.

¿Y cuánto cuestan? Hay una amplia horquilla de precios, desde los 3.500 euros del más barato hasta el más caro, que multiplica casi por diez ese precio, hasta superar los 30.000. En esa franja, el coste es variado, en función de las características del equipamiento pero sobre todo de su ubicación: si se ubican en el centro de la villa o en zonas especialmente saturadas o con déficit de aparcamientos, el precio se dispara.

¿Es difícil encontrar plaza? 30 de ellos están completos mientras que en el resto hay 1.936 parcelas libres; aún así, 352 personas están en lista de espera, bien porque no hay ni un solo hueco en el parking que le interesa o porque las plazas disponibles no se ajustan a sus intereses, ya sea por razones de coste o ubicación. El tiempo en el que un solicitante puede permanecer a la espera depende de lo abultado de la lista aunque también juega el factor suerte: «A veces se da a coincidencia de que hay varias bajas de titulares por mudanza, fallecimiento... y el turno corre más deprisa; otras hay que tener paciencia», apuntan fuentes municipales.

A la espera de la presentación del Plan de Movilidad Urbana Sostenible, esta es, en síntesis, la radiografía de los estacionamientos de residentes existentes en la actualidad en Bilbao, donde hay matriculados unos 180.000 vehículos. Un plan cuyo punto más polémico es la hipotética imposición de un peaje para los conductores que quieran entrar en la villa, pero que recogerá otro tipo de medidas para sacar a los coches de la ciudad y hacerla más amable a los peatones. Hasta saber si el documento recoge la construcción de algún otro equipamiento más que permita cumplir ese objetivo, puede consultar en el gráfico interactivo sobre estas líneas los parkings existentes en la actualidad y a continuación, una selección de ellos. ¿Quiere saber cuál es el más caro? ¿Y el más barato? ¿Cuál es el que tiene la lista de espera más larga?

ALAMEDA MAZARREDO

Situado bajo la alameda Mazarredo, junto al museo Guggenheim, cuenta sin embargo con el acceso de vehículos por la avenida de Abandoibarra, bajo el puente de La Salve. Este aparcamiento, uno de los de más reciente construcción en la capital, es también uno de los que menos ocupación presenta. En concreto, solo tiene vendido el 40% de sus 198 parcelas, con lo que tiene disponible 118 plazas. El factor precio también tendrá algo que ver en esta baja demanda: es el segundo más caro de la villa (29.186 euros en la primera planta y 26.130 en la segunda). Aún así, hay cuatro solicitudes en espera.

POLIDEPORTIVO DE DEUSTO

Está situado en el subsuelo de la instalación deportiva, con acceso desde el propio equipamiento y también desde la calle Morgan. Es el más pequeño de todo Bilbao, con sólo 66 parcelas que están todas asignadas. Aún así, hay cuatro personas en lista de espera para optar a una de las parcelas de la única planta del equipamiento, con un precio común: 3.654 euros y una concesión que vence dentro de 31 años.

KARMELO

En la misma calle Kamelo, uno en el número 14 y otro en el 8, hay dos parkimgs para residentes que -junto al de la Casa Grúa- dan cobertura al área central de uno de los barrios más populosos de Bilbao como es Santutxu. Pero mientras en el primero, cuya construcción fue muy polémica al eliminar decenas de plazas de aparcamiento en superficie, las plazas en sus dos plantas cuestan en algo más que 23.000 euros, en el que se encuentra bajo la plaza de la iglesia es posible conseguir una por cuantías mucho más módicas, que oscilan entre los 8.052 y 6.860. Eso sí, mientras este está completo y hay siete personas en lista de espera, en el otro, que ofrece 159 parcelas, hay 36 libres, si bien existe la posibilidad de optar a un alquiler.

ESCOLAPIOS

Ubicado en la calle Henao 30, en pleno centro de Bilbao, el aparcamiento emplazado en los bajos del colegio Calasancio cuenta con 247 parcelas, de las cuales 60 están libres. Es de suponer que el precio es uno de los factores por los que hay tantas plazas vacías: no en vano este es el aparcamiento más caro de toda la villa y el único que rebasa la barrera de los 30.000 euros. En concreto, las parcelas de la primera planta cuestan 30.479.75, mientras que en la segunda y tercera la compra resulta unos 600 euros más barato. Aún así hay nueve solicitantes en lista de espera. La concesión es, a cambio, la de mayor duración de todos los parkings, hasta 2082.

PLAZA FUNICULAR

Ayto. Bilbao

Situado sobre el acceso al funicular de Artxanda -su cubierta es la plaza Moraza- es el que cuenta con la lista de espera mas abultada de todos los parkings públicos: hay 58 personas aguardando ocupar una de sus 280 plazas, que deberán armarse de paciencia. Al menos, en el último mes, la lista no se ha corrido ni un turno. Le sigue en cuanto a más solicitados el aparcamiento de la plaza Jado: bicado en pleno centro de la villa y en el corazón de su área de negocios, ello explicaría su gran demanda: todas sus 275 parcelas están ocupadas y hay una lista de espera de 29 solicitantes.

SANTIAGO APÓSTOL

El aparcamiento de residentes más grande de la villa está situado bajo la plaza Bizkaia y el edificio del Gobierno vasco ubicado en el número 34 de Alameda Urquijo, que acoge la sede de varias instituciones públicas como Osakidetza, la SPRI o el EVE. Cuenta con nada menos que 1.293 parcelas y todas están ocupadas. Hay 19 solicitantes en lista de espera para parcelas con un precio relativamente asequible y que oscilan entre las 11.800 euros del piso primero hasta las 6.737 del sexto sótano. La concesión es hasta 2042.

AMETZOLA

Apenas 4 minutos andado separan los parkings de Amezola, ubicado en la avenida del Ferrocarril, y Parque Amezola pero las diferencias de ocupación entre ambos son notorias. Mientras el primero mantiene vacías el 67% de sus 553 parcelas, hasta sumar 374, el segundo, emplazado en la calle Dolores Uribarri, está al completo y hay 5 personas pendientes de si se libra alguna de sus 292 plazas de aparcamiento. También son notables las diferencias de precios entre ambos: en Amezola la parcela más cara cuesta casi 18.000 euros mientras en el parque no llega a los 8.000 y el periodo de concesión es practicamente el mismo (2048 y 2049).

URETAMENDI

Es el más económico: conseguir una parcela en Uretamendi, en la zona alta de Rekalde, cuesta solo 3.500 euros. Ese es el precio establecido por ocupar una de sus 116 parcelas, distribuidas en una sola planta bajo una plaza, durante los próximos 23 años. Hay 11 conductores esperando una vacante.

LA PEÑA

Es el único parque municipal para residentes ubicado en el barrio de La Peña, bajo el polideportivo, y cuya construcción, a comienzos de la pasada década fue muy sonada por las irregularidades detectadas por el Tribunal de Cuentas. Su precio, en torno a los 16.000 euros, también ha desanimado a los compradores y en este momento dispone de 38 plazas libres, aunque el concesionario también oferta parcelas en alquiler.

JARDINES GARAI

Es uno de los dos parkings municipales que dan servicio a los conductores residentes en Otxarkoaga y Txurdinaga, junto con el situado bajo el ambulatorio de la calle Zizeruena. Pero mientras este está completo (hay un conductor en lista de espera), el primero aún no ha conseguido ocupar 59 de sus 258 plazas, con un precio que oscila entre los 13.000 y los 10.500 euros por una concesión que vence en 2047. El de Ugarte ofrece parcelas por un precio algo inferior (en el segundo sótano cuestan 9.200 euros) y encima el periodo de concesión tiene una vigencia de siete años más.

Temas

Bilbao

Fotos

Vídeos