«Ni los usuarios de Ondarroa ni los de Lekeitio llegamos a la hora»

Una de las unidades de Bizkaibus procedente de Lekeitio para en Markina para que los usuarios realicen el transbordo. /  MAIKA SALGUERO
Una de las unidades de Bizkaibus procedente de Lekeitio para en Markina para que los usuarios realicen el transbordo. / MAIKA SALGUERO

Los cambios aplicados en el servicio de Bizkaibus para reducir la duración del viaje desde la villa turística a Bilbao generan multitud de quejas

MIRARI ARTIME ONDARROA.

Ni los usuarios de Leketio ni los de Ondarroa están conformes con los cambios aplicados por la Diputación para reducir la duración del viaje entre la villa turística y Bilbao. «Al final, ni unos ni otros llegamos a la hora», critican los usuarios.

A principios de año, la Administración foral decidió modificar los servicios directos que parten desde Ondarroa y retrasarlos veinte minutos -hasta las 06.30 y 07.30- de forma que los pasajeros procedentes de la Línea A3512, que sale a la misma hora de Lekeitio, puedan realizar transbordo en Markina y subirse a la unidad que se dirige directamente a la AP-8 por el acceso de Gerediaga sin realizar ninguna otra parada.

«Para los que teníamos que estar a primera hora en Bilbao nos han hecho una faena, porque ya salimos más tarde, luego tenemos que entrar en Markina y ahora debemos esperar a que suban los de Lekeitio, que encima después de toda la movida sólo se ahorran cinco minutos en comparación a lo de antes», declaró una pasajera ondarresa.

A los lekeitiarras tampoco les parece bien el cambio. «Es un incordio tener que bajar y volver a subir, pero el transbordo sería lo de menos si llegasemos antes, pero resulta que cinco minutos más tarde llega a Zabalburu el que viene de Iurreta», se lamenta otro joven lekeitiarra que recalca que llegar a la 'uni' diariamente se convierte en una auténtica odisea. «No salimos ganando y para las personas mayores, aunque a esa hora no son numerosas, es aún más complicado tanto subir y bajar para ganar unos pocos minutos».

Hora y veinte minutos

Con las modificaciones, el departamento foral de Transportes pretendía dar respuesta la petición realizada por el Ayuntamiento lekeitiarra de disminuir la hora y veinte minutos que se invierte en llegar a Termibus. «Hemos trasladado las quejas a la Diputación y, además, hemos planteado otras opciones alternativas para atender las peticiones de los usuarios», señaló el alcalde lekeitiarra, Koldo Goitia.

Entre sus demandas se encuentra «contar con servicios donde se incluyan conexiones directas que entren en Gerediada sin parar ni entrar en Markina», explicó. Desde el Ayuntamiento ondarrés, por su parte, el primer edil, Zunbeltz Bedialauneta señaló que «son medidas que adopta la Diputación».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos