La renovación del barrio San Andrés de Lekeitio exigirá 1,8 millones y diez meses de obras

MIRARI ARTIME LEKEITIO.

La renovación del barrio San Andrés de Lekeitio exigirá diez meses de obras y una inversión cercana a los 1,8 millones de euros, según el proyecto aprobado ayer de manera inicial por la comisión de Gobierno del Ayuntamiento. El inicio del proceso administrativo, que incluye un periodo de alegaciones antes de recibir el visto bueno definitivo, condicionará el comienzo de las labores de regeneración que el Consistorio confía en arrancar para mediados de año.

«Los plazos, el concurso y la adjudicación nos llevará probablemente hasta finales de mayo o primeros de junio, aunque mientras tanto procederemos a realizar las gestiones para la financiación», señaló el alcalde, Koldo Goitia. El Consistorio confía en recibir ayuda económica de entidades supramunicipales por considerar San Andrés como 'zona de intervención preferente' por parte del Gobierno vasco.

Inacabado

El proyecto diseñado para la modernización del barrio se basa en la propuesta elegida por sus residentes en la votación celebrada en octubre del año pasado. En la consulta popular, la mayoría -42 votos- apostó por el modelo que prioriza el espacio interior de la barriada para dotarla de más zona verde y libre en detrimento de una veintena de plazas de aparcamiento.

La otra alternativa, que apostaba por dotar al entorno de más huecos de estacionamiento, por su parte, recibió el respaldo de 32 papeletas. «La participación fue de un 93,8%, es decir, de las 78 viviendas acudieron a expresar su opinión un total de 74 propietarios», detallaron fuentes municipales.

Este pequeño barrio, conformado por cinco bloques lineales aislados, construidos en los años 1966 y 1967, ha sido desde sus orígenes «un ámbito urbano inacabado», apuntaron varios residentes en la zona.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos