El puerto de Ondarroa se libera de 9.000 metros cúbicos de fangos para mejorar la navegabilidad

Labores de dragado en la bocana del puerto de Ondarroa para extraer unos 9.000 metros cúbicos de sedimentos. / MAIKA SALGUERO

El centro tecnológico Azti se encarga de realizar el seguimiento ambiental de los trabajos de dragado que se prolongarán durante las próximas cuatro semanas

MIRARI ARTIME ONDARROA.

El canal de acceso a la bocana del puerto pesquero de Ondarroa mejorará sus condiciones de navegabilidad una vez finalizado el dragado que está acometiendo en estos momento el Gobierno vasco. Aunque en esta ocasión los temporales del pasado invierno no han provocado un aporte extraordinario de sedimentos, «se detectaron algunas deficiencias en cuanto a calado a finales de la pasada primavera que se tratarán de subsanar», reconocieron desde el departamento de Desarrollo Económico y Competitividad que incluye a la Dirección de Puertos.

Los trabajos, que arrancaron a comienzos de este mes, se prolongarán durante las próximas cuatro semanas con el objetivo de proceder a la retirada de cerca de 9.000 metros cúbicos de fangos con matriz arenosa que se transportan hasta la playa de Saturran, en Mutriku.

«Los materiales de buena calidad corresponden a arena y se recomienda prioritariamente su depósito en la playa, preferentemente en el mismo sistema sedimentario, de ahí que la de Ondarroa sirve para alimentar a la de Saturraran, la del canal de Lekeitio para Karraspio (Mendexa) y la del interior del puerto de Mundaka para las diversas playas del entorno de Urdaibai», señalaron desde el Ejecutivo autónomo.

Para garantizar el cumplimiento de los requisitos ambientales, el centro tecnológico Azti se encarga de hacer un seguimiento de los trabajos «con arrelglo a la autorización de vertido que tenemos a 3-4 años vista», reconocieron desde la Consejería de Arantxa Tapia.

Proyecto más amplio

«Las necesidades de dragado, así como su frecuencia, dependen de las características morfológicas del emplazamiento del puerto; siendo en general mayores las tasas de depósito y por lo tanto la necesidad de dragado en puertos-ría que en los muelles exteriores», matizaron desde el departamento de Desarrollo Económico y Competitividad.

En este sentido, el Gobierno vasco ultima la redacción del proyecto para proceder a dragar toda la ría, el canal y la dársena deportiva de la localidad para retirar a alrededor de unos 60.000 metros cúbicos. «Probablemente, se ejecutará el próximo año», indicaron.

La intervención que se está ejecutando en la actualidad -mediante una embarcación con un mecanismo de succión a cargo de la firma Draganera- cuenta con un presupuesto económico ligeramente superior a los 60.000 euros.

Fotos

Vídeos