El puerto de Lekeitio se convertirá en peatonal de forma definitiva a partir del próximo verano

La peatonalización del puerto de Lekeitio es una demanda histórica de los vecinos. /  MAIKA SALGUERO
La peatonalización del puerto de Lekeitio es una demanda histórica de los vecinos. / MAIKA SALGUERO

El Consistorio considera «positiva» la prueba piloto de este año y ampliará también las zonas de aparcamiento para residentes

MIRARI ARTIME LEKEITIO.

El puerto de Lekeitio se convertirá de manera definitiva en zona peatonal a partir del 1 de junio de 2018. El Ayuntamiento de la localidad ha adoptado la decisión después de valorar de manera «positiva» el proyecto piloto desarrollado el pasado verano. «En respuesta a la histórica petición de los ciudadanos se decidió cerrar el muelle desde finales de junio hasta después de fiestas de San Antolín, pero la aceptación resultó tan positiva que se prolongó hasta octubre», detallaron fuentes municipales.

La medida «ha tenido una acogida excelente entre los vecinos», añadieron. Por una parte, «porque los peatones han recuperado este espacio y por otro lado porque los que trabajan por las mañanas han podido ejecutar su labor de manera más tranquila, según nos han señalado», indicaron. Como consecuencia, el Ejecutivo local ha acordado dar continuidad de manera definitiva a la peatonalización del muelle desde el verano que viene.

A partir de entonces, en el tramo comprendido entre el bar Marina y la antigua comandancia quedará completamente prohibido aparcar por las tardes y los fines de semana. La regulación entrará en vigor a las 14.30 y se mantendrá hasta las 08.00 horas, a excepción de las jornadas festivas en las que estará prohibido estacionar durante todo el día. Entre semana, la zona permanecerá abierta en horario de mañana para tareas de carga y descarga y servicios.

De esta manera, Lekeitio consuma una antigua reivindicación para recuperar como espacio público una de las áreas más visitadas y concurridas de Lea Artibai. «También era una de las principales demandas planteada por los ciudadanos en el plan de Paisaje del municipio». Otra de las novedades que los conductores han notado durante la pasada temporada estival ha sido la regulación de estacionamientos para residentes. Para conocer al detalle su repercusión, la Policía Municipal ha realizado cerca de un millar de controles, en concreto 925.

Las conclusiones obtenidas varían de un espacio a otro. En la avenida Pascual Abaroa, en un 82,7% de las veces había espacios libres, al igual que en un 73% de las ocasiones en la calle San Juan Talako.

Tasa de ocupación

En la zona de Eusebio María de Azkue -desde San Bizente Ferrer hasta San Andrés- se ha detectado que en un 59,10% se podía dejar el coche, aunque en un 40,90% estaba completo. Por el contrario, en Basoaldea en un 47,90% existían huecos y en un 52,10% estaba lleno.

Las tasas más altas de ocupación se han registrado en Zumatzeta, Buenaventura Zapirain, Otxoa de Urkiza y Agirre Solarte, desde el 1 al número 7. «Son calles donde existe un menor número de plazas, las más céntricas y por lo tanto próximas a los puntos comerciales», indicaron. En Zumatzeta y B. Zapirain «las plazas libres eran de un 69,90% y un 61%, respectivamente. Las calles Agirre Solarte y Otxoa de Urkiza han estado casi siempre ocupadas», añadieron. En general, la valoración ha sido «positiva», sobre todo «para la gente a la que se le ha aliviado el problema del estacionamiento».

No obstante, el Consistorio también ha constatado la necesidad de «ampliar la regulación a otros puntos que han recibido los coches que no podían aparcar», adelantaron. Entre las nuevas zonas a las que se extenderá el estacionamiento restringido para residentes figuran San Antolín, Aldamiz y Letraukua, además de Agirre Solarte, del 9 al 11 y en las dos direcciones.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos