Mendexa retoma el proyecto del parking de Vista Alegre para la playa con el apoyo vecinal

Una pareja pasea por delante de la zona de Vista Alegre, donde se construirá el parking. /  M. SALGUERO
Una pareja pasea por delante de la zona de Vista Alegre, donde se construirá el parking. / M. SALGUERO

Una demanda presentada por residentes, oposición municipal y ecologistas, llevó al TSJPV a anular un plan similar en la anterior legislatura

MIRARI ARTIME MENDEXA.

Los vecinos de Mendexa han aceptado la construcción de un parking de 170 plazas en la zona de Vista Alegre como «la solución más adecuada» para dar respuesta a los graves problemas de aparcamiento que padece en verano la localidad ante la masiva llegada de turistas y la avalancha de bañistas a la playa de Karraspio. De hecho, el arenal es uno de los más visitados del territorio.

«Se han celebrado reuniones participativas con los residentes para incluir esta dotación en el nuevo Plan General de Ordenación Urbana que se ejecuta en el municipio», detalló el alcalde de la localidad, Jesús Mari Anakabe. Para algunos, «el estacionamiento resulta imprescindible para fomentar el turismo y garantizar el acceso de los visitantes al municipio, aunque para otros no es tan preciso», detalló.

La propuesta ha quedado recogida en el avance del PGOU que aún deberá superar varias tramitaciones administrativas antes de recibir el visto bueno definitivo de la Corporación, necesario para su posterior desarrollo. El proyecto es similar al que en su momento anuló el Tribunal Superior de Justicia del País Vasco «por no realizar de la manera adecuada la modificación de las normas subsidiarias que permitían su desarrollo», explicó.

El dictamen que tumbó la actuación «apelaba a los defectos de forma en su tramitación, a la ausencia de un plan de participación que ahora se ha realizado, más que al contenido de la modificación urbanística o al impacto que generaría en el medio ambiente», remarcó el máximo mandatario.

Polémica

El proyecto de Vista Alebre marcó la anterior legislatura y levantó una fuerte oposición por parte de colectivos ecologistas, asociaciones de vecinos y la izquierda abertzale, encabezados por la plataforma SOS Karraspio. Una de sus principales denuncias se basaba en que la intervención urbanística «sólo pretendía beneficiar a un promotor privado para la construcción de dos bloques de viviendas asequibles para unos pocos en un espacio de alto valor natural».

A cambio, el Ayuntamiento recibía la cesión de un terreno para construir un aparcamiento de 5.000 metros cuadrados. Las nuevas líneas de actuación marcadas ahora «incluyen edificar 14 viviendas y habilitar un aparcamiento de 170 plazas», añadió el máximo responsable municipal, que desde sus inicios cuenta con el apoyo de la Diputación.

La intervención también contempla la construcción de una rotonda para regular el tráfico de las carreteras BI-3438 y BI-4449 que conectan Mendexa por la costa con Ondarroa y Lekeitio, así como la recuperación de un parque urbano de más de 8.560 metros cuadrados que ejercerá de «nuevo pulmón y lugar de expansión para los vecinos y que transcenderá el interés meramente municipal», anunciaron sus promotores.

Temas

Mendexa

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos