Lekeitio dará forma a la nueva escuela de música en septiembre

El gazteleku se remodelará a partir de septiembre para acoger la nueva escuela de música. / M. SALGUERO
El gazteleku se remodelará a partir de septiembre para acoger la nueva escuela de música. / M. SALGUERO

El Ayuntamiento aprovechará el cierre del gazteleku en verano para cubrir la terraza y ganar espacio para las nuevas aulas

MIRARI ARTIME LEKEITIO.

Lekeitio ejecutará en septiembre las primeras obras para que el gazteleku compagine su actual uso como centro de reunión de los jóvenes los fines de semana y acoja la escuela de música de lunes a viernes. «Queremos tener preparados los pliegos de condiciones para adjudicar las obras antes de que concluya el verano», señaló el alcalde de la localidad, Koldo Goitia.

El Ayuntamiento quiere aprovechar que el programa de ocio juvenil queda interrumpido en época estival para ejecutar las primeras reformas. «Aunque los chavales se reúnen los fines de semana, consideramos que es mejor evitar que coincidan en el tiempo, básicamente, por cuestiones de seguridad», añadió el primer edil.

Los trabajos iniciales tendrán un presupuesto cercano a los 60.000 euros y se centrarán en cubrir la terraza exterior del inmueble con el objetivo de ganar espacio para las futuras aulas de música.

El proyecto trazado plantea reservar la primera y segunda planta a los estudiantes de Musikaia, mientras que el resto mantendrá su actual utilización. El último piso pasará a convertirse en una amplia sala multifuncional que servirá de escenario de distintos tipos de actividades y espectáculos de formato pequeño.

En varios ejercicios

«Preparar todo el edificio exige un desembolso económico de alreedor de 260.000 euros, una cantidad difícil de asumir para un Ayuntamiento como el nuestro, por lo que se ejecutará en varios ejercicios económicos», reconoció el máximo responsable municipal. Las previsiones realizadas por el equipo de Gobierno local apuntan a la conclusión de todo el proyecto para el curso 2019-2020.

«Mientras tanto, se valorará la posibilidad de utilizar algunas dependencias de manera temporal», indicaron las mismas fuentes. Con la puesta en marcha de esta actuación, el Consistorio persigue dar salida a la falta de espacio que sufre la escuela de música. En la actualidad, los cerca de 300 alumnos matriculados desarrollan buena parte de sus actividades en la escuela náutica, situada en el casco viejo.

«En un principio, también se valoró la posibilidad de trasladar la biblioteca al gaztegune y la escuela de música a la casa de cultura para que estuviesen más cerca de otros grupos», detallaron las mismas fuentes. Esa posibilidad, sin embargo, quedó descartada al comprobar que las dependencias del antiguo edificio de correos carece de las condiciones arquitectónicas necesarias para soportar con garantías de seguridad el peso de los ejemplares.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos