LAS CLAVES

Lekeitio ampliará a 350 plazas la oferta de aparcamiento reservado a residentes en verano

Estacionar en Lekeitio en verano resulta muy complicado ante la avalancha de turistas. / M. SALGUERO
Estacionar en Lekeitio en verano resulta muy complicado ante la avalancha de turistas. / M. SALGUERO

La regulación, que entrará en vigor el 1 de junio, se extiende a nuevas zonas tras las carencias detectadas el ejercicio anterior

MIRARI ARTIME LEKEITIO.

Lekeitio continúa buscando alternativas para paliar al máximo los graves problemas de aparcamiento que se registran en época estival y que afectan, de manera especial, a los residentes de la villa. Para ello, ha decidido ampliar con un centenar de plazas más los espacios reservados a estacionamiento para los vecinos. Con ello, los lekeitiarras dispondrán el próximo verano de cerca de 350 parcelas disponibles.

La valoración realizada el pasado año reveló la necesidad de ampliar la regulación a nuevas zonas del municipio debido a las dificultades para estacionar por la avalancha de visitantes que se registra los fines de semana, así como en las jornadas de sol. Por ello, entre los nuevos espacios de estacionamiento restringido que entrarán en vigor el próximo verano se encuentran Aldamiz Etxebarria y un tramo de Letraukua.

100
nuevas plazas se sumarán a la oferta del pasado año en las distintos puntos de la villa.
925
inspecciones realizaron los agentes de la Policía Municipal para valorar el nivel de ocupación.

«En esta zona se habilitarán 80 plazas para los lekeitiarras», señalaron fuentes municipales. Por otra parte, entre la avenida Pascual Abaraoa y San Juan Tala se acondicionarán trece parcelas más. Además, en Zumatzeta, Buenaventura Zapirarin, Otxoa de Urkiza y Agirre Solarte se crearán otras quince. «El tramo que va desde Eusebio María de Azkue hasta Basoaldea, de momento, se mantendrá igual», añadieron.

Para conocer al detalle la repercusión de la medida, que se activó por primera vez en 2017, la Policía Municipal realizó cerca de un millar de controles con resultados dispares, según la zona. En la avenida Pascual Abaroa, en un 82,7% de las revisiones había huecos libres, al igual que en un 73% de las ocasiones que se visitó la calle San Juan Talako. En el entorno de Eusebio María de Azkue, desde San Bizente Ferrer hasta San Andrés, por su parte, se detectó que el 41% de las veces estaba completo, mientras que en Basoalde el porcentaje se elevó hasta el 52,10%.

Tramitación de la tarjeta

Las tasas más altas de ocupación tuvieron lugar en Zumatzeta, Buenaventura Zapirain, Otxoa de Urkiza y Agirre Solarte, desde el 1 al número 7. «Son calles donde existía un menor número de plazas, las más céntricas y, por lo tanto, próximas a los puntos comerciales», indicaron.

En Zumatzeta y Buenaventura Zapirain «la tasa de plazas ocupadas era de un 70% y un 61%, respectivamente. Las calles Agirre Solarte y Otxoa de Urkiza estuvieron casi siempre llenas», añadieron. En general, la valoración resultó «positiva», sobre todo «para la gente a la que se le alivió el problema del estacionamiento en unos meses muy complicados para aparcar en la localidad», indicaron.

La nueva regulación entrará en vigor a partir del 1 de junio y se mantendrá hasta finales de septiembre, desde las 14.30 hasta las 20.30 horas. Los usuarios podrán reconocerlas áreas de estacionamiento para residentes porque estarán pintadas de verde. Para evitar ser sancionados con multas que oscilan entre los 30 y 60 euros, los usuarios tendrán que dejar en un lugar visible la tarjeta de residente que se tramitará en las oficinas municipales.

Entre los requisitos que se deberán cumplir figuran, justificar que se es propietario del turismo, tener el vehículo en el padrón del impuesto de tracción mecánica y estar al corriente de su pago. «Otro de los requisitos será no tener pendiente de abono ninguna sanción de tráfico en el Ayuntamiento, así como estar al día con el resto de las obligaciones municipales», detallaron desde el Consistorio.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos