Bakio llama al civismo a los dueños de mascotas por una buena convivencia

Bakio incrementa la población canina en verano. / E. C.

La Policía Municipal multará a quienes no recojan las «deyecciones de la vía» y no les lleven con la correa y el bozal que les corresponda

IRATXE ASTUI BAKIO.

Con la llegada del verano, Bakio ha tripliclado su población y con ello también la presencia de perros que llegan a la localidad turística agarrados de sus dueños como un 'veraneante' más. Ante este hecho y con el fin de garantizar la convivencia entre animales y personas en el municipio, el Ayuntamiento costero ha puesto en marcha una campaña de sensibilización y convivencia con las mascotas.

La iniciativa tiene como principal objetivo «fomentar el respeto y socializar la ordenanza sobre la tenencia y protección de animales que regula los derechos y deberes de las mascotas y las personas que cuidan de ellas» señalan fuentes municipales. La normativa del Consisitorio local recuerda que «los animales son seres vivos que debemos respetar y cuidar, por lo que hay que mantenerlos en buenas condiciones higiénico-sanitarias, procurándole instalaciones adecuadas para su cobijo», informan.

Desde el Ejecutivo costero han llamado también al civismo a los propietarios de los canes que serán objeto de sanción en el caso de que infrinjan la normativa municipal en diferentes aspectos. En este sentido, el Ayuntamiento bakiotarra multará con cien euros a los dueños «que no recojan las deyecciones de los animales de la vía, plazas públicas, parques infantiles y jardines», recuerdan a través de la divulgación de la nueva campaña.

De 300 a 1.500 euros

Entre las infracciones graves, que conllevan sanciones de entre 300,52 y 1.502,53 euros, figura el hecho de que los canes «no vayan bajo control o estén sujetos mediante una cadena o correa adecuada a las características del animal y con una longitud máxima de dos metros», detalla la norma.

En el caso de los potencialmente peligrosos, existe una normativa específica que regula tanto las razas como el trato. «Esas personas deberán tramitar la licencia especial correspondiente de ese tipo de animales en el Ayuntamiento», insisten. «Solamente se podrá pasear un perro potencialmente peligroso y deberá ir siempre atado y con bozal», matizan.

La Policía Mucipal se encargará de velar por el cumplimiento del reglamento para lo que llevará a cabo un seguimiento exhaustivo sobre el cuidado de las mascotas.

Temas

Bakio

Fotos

Vídeos