Azti cifra la biomasa de anchoa en 85.000 toneladas y confirma «su buen estado»

Representa el cuarto mejor registro desde que se pusieron en marcha las campañas de control hace tres décadas

MIRARI ARTIMEONDARROA

La biomasa de anchoa en el Golfo de Vizcaya alcanzó al término de la primavera alrededor de las 85.000 toneladas, el cuarto mejor dato desde que se iniciaron los registros hace tres décadas. Así se desprende al menos de los datos de la campaña Bioman 2017 desarrollada por Azti. Para los científicos, los resultados de este ejercicio confirman «el buen estado» del stock, ya que cuadruplica la cantidad límite de seguridad establecida en 21.000 toneladas.

El estudio, consistente en evaluar la biomasa de piezas adultas mediante el método de producción diaria de huevos, está financiado por el Gobierno vasco y la UE, y cuenta con el respaldo de la Secretaría General de Pesca. En esta última campaña han participado once investigadores de Azti a bordo del Ramón Margalef, quienes han extraído de muestras de plancton los huevos desovados por las anchoas. Otros tres científicos, embarcados en el Emma Bardán, han recogido ejemplares de anchoa adulta para calcular su fecundidad promedio.

El reclutamiento de individuos de un año se sitúa en el 75 % del total, mientras que el 19 % ha correspondido a ejemplares de dos años y el 6 % a anchoas de tres años. Estos datos sirven junto con las aportaciones de otras instituciones internacionales para elaborar el dictamen científico sobre los niveles de explotación de la anchoa, en el que se basa la UE para fijar el límite de capturas de una actividad fundamental para Ondarroa, Bermeo y Lekeitio.

Fotos

Vídeos