EL CORREO busca a familiares de los republicanos enterrados en una fosa de Cantabria

José Antonio Larrinoa muestra una foto de su tío, ataviado de ciclista./Ignacio Pérez
José Antonio Larrinoa muestra una foto de su tío, ataviado de ciclista. / Ignacio Pérez

ELCORREO.COM

EL CORREO anima a los familiares de los combatientes vascos republicanos enterrados en una fosa de Limpias y cuyas identidades han salido a la luz este pasado fin de semana a que se dirijan a la dirección de correo electrónico ciudadanos@elcorreo.com para relatar la historia de sus deudos, víctimas de la contienda fratricida cuando se desmoronaba el frente del norte. La lista completa se puede consultar en la web de este periódico. El hallazgo ha sido posible gracias al empeño de José Antonio Larrinoa, un jubilado de Alonsotegi que después de dos meses de exhaustiva búsqueda logró encontrar en la parroquia de San Pedro de la localidad cántabra el rastro que conducía no sólo a su tío y a otros 73 soldados que murieron y cuyo rastro el paso del tiempo se había encargado de cubrir. Hasta ahora.

Más información

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos