Los chóferes de Bizkaibus: «Fue Mikel, pero podía haber sido cualquiera de nosotros»

Compañeros de Mikel, desolados ante la Diputación. /l. A. gómez
Compañeros de Mikel, desolados ante la Diputación. / l. A. gómez

Compañeros del conductor fallecido en el accidente de Galdakao reclaman a la Diputación «que actúe»

OLATZ HERNÁNDEZ

Más de un centenar de personas se concentraron ayer frente a la Diputación para protestar por el accidente mortal de hace dos días en Galdakao, en el que murieron un chófer de Bizkaibus de 31 años y un camionero de 41. En silencio y con gesto triste los compañeros del chófer fallecido se situaban tras una pancarta: «Mikel te recordamos», se leía. El dolor se reflejaba en sus caras. «La plantilla está deshecha. Era un chaval muy joven y querido», dijo emocionado Jon Elordui, presidente del comité de empresa de Pesalur.

Mikel estaba contratado como eventual desde hace cinco años y cubría las bajas de sus compañeros, unos 250 en Bizkaibus. Muchos de los trabajadores tuvieron que llorar su pérdida en las cocheras, ya que el servicio no se interrumpió tras el incidente. «No me puedo imaginar cómo lo estarán pasando los compañeros que estén circulando hoy por el lugar del accidente», declaró Elordui.

La concentración de ayer era también un homenaje y una forma de «estar de luto» de los compañeros. «Nos veíamos todos los días. Siempre hablamos de la mala suerte. Pero si la carretera es el problema, habría que actuar antes de que pasara algo», se lamentaba uno de ellos. Los compañeros de Mikel no eran los únicos frente a la Diputación. Todo el gremio del transporte -trabajadores de Bizkaibus, de Metro Bilbao, de Pesa en San Sebastián, etc.- quisieron mostrar su apoyo. «Y hubieran sido muchos más, pero la convocatoria coincidía con el horario laboral», señalaban los convocantes.

Zona «de alto riesgo»

El lugar del accidente es considerado por los conductores como «de alto riesgo», un punto negro donde han muerto cuatro personas en los últimos cuatro años. «Es una zona muy peligrosa, donde circulan muchos camiones», explicaba Ibon Larrabeiti, conductor de Bizkaibus. Lleva trabajando en la empresa desde hace 20 años y en ese tiempo no recuerda ningún accidente de tal gravedad: «La noticia de ayer me marcó mucho. También protesto por la agresión a otro compañero en Zeanuri».

Representantes de los sindicatos denunciaron que «la precariedad laboral está en la base de los accidentes laborales». Leire Heredia, de ELA, subrayó que los accidentes de los transportistas «son laborales y no de tráfico, como a veces se los califica». Ibon Zubiela (LAB) criticó la pasividad de las administraciones: «Es un punto negro conocido y no se ha hecho nada por arreglarlo».

Los 'bizkaibuses' circularon ayer con un crespón negro. Durante la concentración, los conductores intercambiaban impresiones: «Imagina si llega a haber gente en el autobús...», «esa curva hay que arreglarla»... hasta que alguien dijo lo que todos pensaban: «Fue Mikel, pero podía haber sido cualquiera de nosotros».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos